Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI






descargar 78.62 Kb.
títuloFundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI
página1/3
fecha de publicación27.06.2016
tamaño78.62 Kb.
tipoDocumentos
ley.exam-10.com > Derecho > Documentos
  1   2   3
FUNDAMENTOS GEOPOLITICOS DEL DESARROLLO DE LA REGION DE MAGALLANES EN EL SIGLO XXI.

PREFACIO.

Históricamente, la región de Magallanes ha sido considerada como un territorio alejado y extremo del territorio nacional, dándose una doble relación de centralismo y dependencia. Desde el punto de vista geográfico, la condición extrema o excéntrica del territorio austral con respecto a los centros de poder.

El análisis geopolítico ofrece un conjunto de categorías que permiten comprender cuál es la posición y el rol geopolítico de un territorio, respecto del centro y sobre todo respecto de sus propias condiciones de desarrollo.

Lo geopolítico releva de una determinada representación del espacio geográfico –y de las demás formas de espacio- en su relación con las comunidades humanas que allí residen y con el poder que allí ejercen, representación simbólica que reside en la mente y en el subconsciente individual y colectivo de los individuos y los grupos humanos organizados.

La reflexión y el análisis geopolítico obedecen a una ecuación “territorios + comunidad humana + poder”.

En el análisis geopolítico cabe distinguir a los factores permanentes o estructurales, tales como el territorio, el espacio y su interrelación; el espacio-tiempo; la posición, en términos de centralidad y periferia; la localización; las escalas del espacio-territorio; las redes, líneas y puntos dentro del espacio-territorio; el poder y la potencia insertos en los espacios y territorios; y las arenas del poder; de los factores dinámicos, tales como las tendencias centrífugas y centrípetas; la conciencia y representación del espacio-territorio; la apropiación del territorio y los espacios; las áreas de influencia; y la polaridad autonomía-dependencia.

Claude Raffestin postula que “Un territorio es un estado de la naturaleza en el sentido en que Moscovici define esta noción; él alude a un trabajo humano que se ejerce sobre una porción de espacio, la cual no se relaciona con un trabajo humano, sino con una combinación compleja de fuerzas y de acciones mecánicas, físicas, químicas, orgánicas, etc. El territorio es un reordenamiento del espacio, cuyo orden se busca en los sistemas informáticos de los cuales dispone el hombre por formar parte de una cultura. El territorio puede ser considerado como el espacio informado por la semioesfera (semioesfera = conjunto de signos; todos los mecanismos de traducción, que se emplean en las relaciones con el exterior, integran la estructura de la semioesfera) […]. Los arreglos territoriales constituyen una semiotización del espacio, espacio progresivamente “traducido” y transformado en territorio. […]. Las mallas, los nudos y las redes son invariantes en el sentido en que todas las sociedades, desde la prehistoria hasta nuestros días, las han movilizado en sus prácticas y con sus conocimientos, pero en grados diversos y con morfologías variables. Con las civilizaciones contemporáneas, la tercera invariante que se privilegia es la red.” ([1])

En síntesis, lo geopolítico es relacional, es decir, está asociado al estudio de determinadas formas de relación espacio-hombre y hombre-hombre en el espacio, en términos que implican la apropiación (material, mental y virtual) de los territorios y espacios.

En este ensayo utilizamos y aplicamos -desde una perspectiva multidisciplinaria- algunas categorías del análisis geopolítico aplicadas a la historia del desarrollo de la región de Magallanes e intenta proyectar algunas tendencias prospectivas hacia el futuro. Todo análisis geopolítico constituye una interpretación normativa de la relación existente entre el territorio y la comunidad humana que vive en el, lo que permite “leer e interpretar” el desarrollo en ese territorio a través de su trayectoria histórica.

Manuel Luis Rodríguez U.

Punta Arenas – Magallanes, abril de 2014.-

RESUMEN

La región de Magallanes, ubicada en el espacio patagónico austral, ocupa una posición a la vez, periférica respecto de los centros de poder político y económico en el territorio nacional y de centralidad respecto de los espacios marítimos, oceánicos y antárticos. Se trata de un espacio que se ha construido como territorio con rasgos de identidad, vocación productiva propios, aunque situados como periféricos y dependientes dentro de la estructura y división del trabajo a escala nacional, continental y mundial. Las variables geopolíticas fundamentales que determinan el desarrollo de la región de Magallanes se refieren al aislamiento geográfico, a la falta de integración, al centralismo nacional y regional y a la percepción de aislamiento de sus habitantes y actores sociales y económicos. La región de Magallanes es el espacio donde se hace más evidente y aguda la desigualdad territorial, que afecta a su desempeño económico y productivo, a su integración con el territorio nacional y a la calidad de vida de sus habitantes, condicionados por un conjunto de factores geopolíticos.

CONCEPTOS CLAVES

Desigualdad territorial. Análisis geopolítico. Centralismo. Descentralización. Desarrollo periférico.

ALGUNAS PREMISAS GEOPOLITICAS DEL DESARROLLO DE MAGALLANES

¿Es Magallanes una región de interés geopolítico para Chile?

No siempre Magallanes ha sido una zona de interés geopolítico para el Estado de Chile.

Magallanes nace en el imaginario colectivo de Chile, gracias a una intuición geopolítica del Libertador Bernando O’Higgins y del Gobierno del Presidente Manuel Bulnes.

Hay períodos de la historia de Magallanes en que una combinación de centralismo y de voluntarismo pionero autónomo ha dado como resultado un cierto nivel de abandono de los centros de poder respecto de la región.

Es posible leer e interpretar la historia de la región de Magallanes a través del criterio del rol ejercido por el Estado con momentos de mayor o menor incidencia en el desarrollo, destacando períodos en los que la acción promotora e incluso planificadora del aparato público ha impulsado la iniciativa y el progreso de sus habitantes, comparado con otros períodos en que la sensación de abandono y de lejanía se ha acentuado, porque las voces regionales y sus demandas y aspiraciones no han sido suficientemente escuchadas en el nivel central. ([2])

Podría afirmarse que Magallanes ha sido un territorio de interés geopolítico para el Estado de Chile principalmente en función de tres variables: de la posición geoestratégica de Magallanes en el extremo austral del continente, de su proximidad con los territorios antárticos y de la existencia de considerables reservas de hidrocarburos, energías renovables no convencionales y materias primas y recursos naturales.

Pero, además, el interés geopolítico de Chile por Magallanes está asociado a una historia particular del desarrollo regional. Desde los inicios de la colonización chilena en la Patagonia austral, el desarrollo de la región de Magallanes ha seguido una trayectoria distinta de aquella que siguieron el resto de las regiones de Chile: la historia y la geografía del desarrollo regional de Magallanes también son parte de la diferencia que caracteriza a esta zona.

Origen y expansión de una economía ganadera de exportación

El desarrollo de la región de Magallanes ha dependido en gran medida -a lo largo de su historia- de algún determinado recurso natural y/o energético, dando forma a una estructura productiva de rasgo mono-productor.

En los inicios de la colonización chilena en la Patagonia austral, Magallanes dependió de la producción del carbón ([3]), para más tarde integrarse en los flujos y mercados internacionales mediante lo que hemos denominado una “economía ganadera de exportación” (1880-1950) ([4]).

Puede afirmarse que el territorio de Magallanes, desde la década de los años 60 y 70 del siglo XIX, vivió su propio proceso de globalización avant-la-lettre, donde las sucesivas corrientes migratorias inducidas, la inversión exógena y endógena, el poblamiento del ecúmene territorial, y el incipiente desarrollo industrial, bancario, marítimo y naviero se combinaron con la introducción de productos de la economía regional patagónica en los circuitos comerciales europeos, generando una dinámica geopolítica y geoeconómica de inmigración, radicación productiva y desarrollo dentro de un territorio ubicado en el extremo más alejado del país.

Entre 1870 y 1930 aproximadamente, el territorio de Magallanes y el puerto de Punta Arenas se convirtieron en un polo de desarrollo que atraía capitales y mano de obra y cuyas ondas expansivas del comercio, la navegación, la conectividad terrestre y marítima, los flujos migratorios y la inversión alcanzaron hasta toda la costa atlántica patagónica. En ese período de desarrollo expansivo, se combinaron un Estado presente y proclive a apoyar las iniciativas y a desarrollar la infraestructura, con un fuerte proceso de atracción de capitales y de mano de obra especializada.

Literalmente, en el período mencionado, el puerto de Punta Arenas operó como la capital económica y principal emporio comercial de toda la Patagonia.

La I y II guerra mundial impactaron el desarrollo magallánico y las exportaciones ganaderas, al producirse prolongadas interrupciones del flujo mercantil de Magallanes a Europa como consecuencia de la guerra submarina en el Atlántico.

Los efectos de las dos guerras se agravaron y acompañaron además con la crisis económica de 1929, con lo que desde 1914 el desarrollo de la región austral experimentó un prolongado ciclo de recesiones sucesivas hasta fines de la década de 1940. ([5])

El quiebre de la economía ganadera de exportación, que se prolongó hasta los inicios de los años 50, deterioró las condiciones de trabajo e interrumpió los flujos migratorios y de inversión desde Europa, acelerando la demanda para que el Estado de Chile invierta más intensamente en la región para suplir las carencias del mercado.

Movimientos sociales y descentralización

La persistencia del sentimiento de abandono y de lejanía por parte de los magallánicos en su relación con los centros de poder político y económico, indica que el centralismo es mucho más que una estructura asimétrica de poder y de distribución de recursos.

La mayor parte de los grandes movimientos sociales que han caracterizado la memoria colectiva y la historia social y política de Magallanes desde principios del siglo XX, ha estado marcada por la demanda regionalista y descentralizadora, por la aspiración de ser objeto y sujetos de políticas públicas decididas desde la región, desde la realidad de este territorio singular. [6]

Para los magallánicos, es un sello de identidad la persistencia de un sentimiento regionalista profundo construido sobre la base del permanente rechazo al centralismo y de afirmación del carácter pionero y casi autónomo del esfuerzo familiar, individual y colectivo con que se construyó la región, desde mediados del siglo XIX.

Perciben los magallánicos que el centralismo de que se sienten víctimas, no es solamente la persistencia de estructuras de poder y de decisión fuertemente dependientes del centro político y administrativo del Estado. Hay también vigente y funcionando un potente centralismo corporativo y empresarial que los afecta y los distancia del centro del país.

Luego, hay un correlato directo entre centralismo y demanda de descentralización, regionalización y desconcentración. Los magallánicos reclaman descentralización y regionalización, así como desconcentración, precisamente porque perciben por una experiencia acumulada por generaciones, que el centralismo los afecta a todos y limita el desarrollo y el crecimiento de la región.

En el regionalismo magallánico reside también una paradoja no resuelta: los magallánicos de origen reivindican el carácter pionero del esfuerzo de creación, emprendimiento y construcción del desarrollo de la región, pero al mismo tiempo, todos saben que ninguna iniciativa (personal, grupal o empresarial) se ha forjado en el territorio austral sin el aporte del Estado.

Cada proyecto e iniciativa que ha fructificado en Magallanes, ha sido gracias a la combinación de esfuerzo individual, grupal y familiar o colectivo, más el aporte, el estímulo, la burocracia y la ayuda del Estado a través de sus instituciones y políticas públicas.

Ciclos productivos y energéticos en el desarrollo regional

Desde mediados del siglo XX hasta el presente, el desarrollo económico y productivo de la región ha girado alrededor de los hidrocarburos como actividad extractiva con un incipiente desarrollo industrial: es el denominado “ciclo del petróleo y del gas”.

La energía y los recursos energéticos de los que dispone el territorio magallánico han influido la orientación del desarrollo de la región y de sus territorios, al tiempo que los procesos productivos (asociados principalmente a la ganadería ovina extensiva, la extracción de carbón, petróleo y gas natural, y la navegación marítima y pesca), se encuentran entre los factores causales de los sucesivos procesos migratorios que han determinado el poblamiento de la región.

En las condiciones del siglo XXI y de la mundialización de los intercambios, así como de los escenarios globales y nacionales de crisis por escasez energética, la región de Magallanes se encuentra en un “umbral de decisión estratégica” donde, a partir de un esfuerzo efectivo y sistemático del Estado, en alianza con actores sociales y empresariales, se promueva la aplicación de proyectos que incorporen energías no convencionales y alternativas a la matriz energética regional, potenciando las ventajas comparativas que posee el territorio regional en esta materia: energía eólica, biomasa, mareomotriz, entre otras.

Poblamiento, flujos migratorios e identidad

La construcción identitaria de la región magallánica ha sido el resultado del cruce e integración de diferentes aportes migratorios y socio-culturales provenientes del sur de Chile y de ciertas regiones de Europa, corrientes de poblamiento y radicación y flujos migratorios que tuvieron lugar principalmente entre los últimos 30 años del siglo XIX y la primera mitad del siglo XX.

Entre la segunda mitad del siglo XX y los primeros decenios del siglo XXI los flujos migratorios que atraviesan el territorio magallánico y patagónico, siguen la tendencia histórica en la que Magallanes atrae mano de obra para sus actividades productivas desde las regiones del sur y centro-sur de Chile y genera la emigración de jóvenes estudiantes magallánicos que buscan nuevas opciones de formación universitaria en el centro de Chile o en Argentina.

Las principales variables del poblamiento territorial de la región de Magallanes, desde sus orígenes históricos hasta el presente, pueden sintetizarse en dos conceptos:

a) La permanencia y continuidad de los flujos de inmigración de mano de obra atraída por las condiciones de trabajo y económicas de la región; y

b) La continuidad de los flujos de emigración de las generaciones jóvenes atraídos por la mayor oferta de estudios en centros educacionales del resto de Chile o de Argentina.

Por lo tanto, las principales premisas geopolíticas que determinan el desarrollo de Magallanes son:

a) La condición geográfica extrema y periférica del territorio austral con respecto al centro político del Estado de Chile, determina la situación de desigualdad territorial y al conjunto de las condiciones de vida de sus habitantes;

b) La centralidad del territorio de Magallanes respecto de los espacios marítimos australes y antárticos;

c) La condición vinculante y bi-oceánica de la región de Magallanes respecto de los espacios marítimos australes a través de tres estrechos (de Magallanes, Beagle y paso Drake);

d) La dotación de recursos naturales, minerales y energéticos del territorio austral.

En Magallanes se produce por lo tanto, una combinación de desarrollo periférico y desigualdad territorial. Y este es el contexto donde se ha dado el poblamiento de la región.
  1   2   3

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconEl desarrollo municipal en México ante los nuevos retos de seguridad ciudadana en el siglo XXI

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconBolivia en el siglo XX y los retos que deben ser tomados en cuenta...

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconPlan de fortalecimiento y recuperacion del empleo en la region de...

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconFracaso del socialismo siglo XXI

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconLa sostenibilidad, el reto del siglo XXI

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconDerecho Internacional a la luz del siglo XXI

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconLas revoluciones de colores del siglo XXI

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconEl socialismo del siglo XXI y la democracia bonapartista

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconTema: mi entidad de 1920 a principio del siglo XXI

Fundamentos geopoliticos del desarrollo de la region de magallanes en el siglo XXI iconSiglo XXI, siglo de mártires






© 2015
contactos
ley.exam-10.com