Tema 1: concepto de delito






descargar 371.81 Kb.
títuloTema 1: concepto de delito
página1/7
fecha de publicación11.03.2016
tamaño371.81 Kb.
tipoDocumentos
ley.exam-10.com > Derecho > Documentos
  1   2   3   4   5   6   7

TEMA 1: CONCEPTO DE DELITO



Introducción:
El derecho penal tiene 3 sentidos:


  1. como ius paenale: en sentido objetivo, es el conjunto d normas jurídicas que determina conductas o estados de personales de peligrosidad criminal previstos en la ley.




  1. como ius puniendi: poder o facultad del estado de imponer penas o medidas de seguridad a quienes atenten gravemente contra un bien jurídico fundamental dentro del marco de la ley.




  1. como ciencia de derecho penal: en DP hay instituciones permanentes a lo largo de la Historia, no dependen de un legislador o de una sociedad determinada. Estas instituciones también pueden ser de derecho penal general como son la legítima defensa o el estado de necedad, por tanto el derecho es una ciencia humanística porque tiene un método técnico-jurídico.

En este punto podemos hablar de dogmática jurídico penal (ciencia con un método técnico-jurídico que estudia de forma racional y ordenada el DP vigente en un país o en una determinada sociedad).

El penalista tiene que tener en cuenta la ley como un dogma, como algo indiscutible aunque su labor no puede quedar limitada a la de un creyente dogmático sino que debe tener una actitud metódica completada con una actitud crítica, nos referimos a una política criminal.

El DP se ocupa de lo que es el DP vigente mientras que la política criminal establece lo que debería ser en el futuro. Por tanto decimos que la dogmática penal y la política criminal es la doble ciencia del DP.
delito  pena  prevencióngeneral o especial

Normas

estado de peligrosidad criminalmedidas de seguridadespecial
Nosotros nos ocuparemos del delito que es una acción típica, antijurídica y culpable:


  • acción: es una conducta humana exteriorizada y que depende de la voluntad. Supone que no es relevante desde un punto de vista penal lo que viene de animales, de personas jurídicas, pensamientos o actuaciones internas del sujeto. Tampoco cuando estamos ante acontecimientos que no son controlados por la voluntad del sujeto cono la fuerza irresistible o los actos reflejos.

El sujeto ha de haber realizado un hecho, una acción.


  • Tipicidad: es la descripción del hecho típico, la consecuencia lógica del principio de legalidad. Sólo se podrá hablar de delito si previamente está recopilado en un texto legal vigente.




  • Antijuridicidad: es la contrariedad del derecho, la contradicción entre hecho y ordenamiento jurídico. Cuando el legislador recoge en la parte especial las conductas la hace partiendo de que se trata de conductas contrarias al derecho. La regla fundamental en la teoría jurídica del delito es que todo hecho típico es antijurídico, salvo que concurra causa de justificación (por ejemplo, la legítima defensa) por tanto será permitido por el derecho.




  • Culpabilidad: es el juicio de reproche jurídico que se formula al autor del hecho punible porque ha actuado en contra del derecho cuando podía y debía haber actuado conforme al mismo. Es un juicio de imputación subjetiva (que el sujeto sea imputable con una determinada edad, que tenga madurez intelectual…). Por tanto deberá actuar de forma dolosa o imprudente y no deben concurrir causas como el miedo insuperable.


Estos 4 elementos están íntimamente relacionados entre sí:


Son interdependientes y están relacionados entre sí. Deberemos subir peldaño a peldaño de abajo a arriba.

1.1 evolución histórica y estructura del concepto de delito
Existen 3 fases:


  1. clásica

  2. neoclásica

  3. finalista ( apogeo de 1950-1960)

Hay que plantearse una cuarta fase posfinalista.
FASE CLÁSICA:

Influencia del positivismo científico (finales del XIX). Los representantes del concepto clásico del delito son los alemanes Beling y Von Liszt.
Tienen un concepto claro, sencillo, ajeno al mundo de las valoraciones, ajeno al mundo de la psicología. Buscan algo que permita una aplicación objetiva, fácil a los tribunales de justicia. Esto es algo utópico porque el mundo del derecho es un mundo de valoración. Es imposible convertir al DP en una ciencia exacta, los clásicos lo intentaron pero es imposible.
Para los clásicos la acción ha de ser entendida como causal, desde un punto de vista naturalístico como el movimiento corporal exteriorizado impulsado por la voluntad que se manifiesta, que produce un resultado. Entre el movimiento corporal y la manifestación del mundo exterior debe haber un nexo causal, causa en resultado. Pero tiene una limitación y es que mediante esto, no podemos explicar la omisión (actitud pasiva).
La tipicidad es la mera descripción del hecho punible, es una valoración neutra puramente descriptiva y objetiva.
La antijuridicidad también sigue un planteamiento objetivo formal. Es la contradicción formal entre el hecho y el OJ.

La tipicidad es un mero indicio de la antijuridicidad.
La culpabilidad establece que hay una conexión psicológica, un nexo psicológico entre el autor y el hecho delictivo. El problema es que no puede explicar la imprudencia inconsciente.
Por tanto el concepto clásico es un panorama demasiado claro, un DP demasiado idílico y sabemos que el DP es problemático (contrario de idílico).

FASE NEOCLÁSICA

Recibe influencia de la filosofía de los valores (escuela alemana) y del neokantismo.
La realidad está llena de objetos libres de sentido y valor y la ciencia tiene que elaborar conceptos de acuerdo con los fines de la misma ciencia. El DP ha de construirse a través de los fine s que persigue y fundamentalmente a través de la representación de valores implícitos en el comportamiento humano. Así se llega a un concepto teleológico y valorativo (tiene en cuenta el fin y los valores).
La definición de acción es la conducta humana exteriorizad a dependiente de la voluntad. No hay una ruptura con el concepto clásico, es una reforma del concepto clásico del delito. No se abandona el concepto causal de acción, pero se da cuenta de los límites del concepto valorístico de la acción y tienen en cuenta conductas actuales y conductas omisivas. No supone un avance es una reformulación del concepto clásico del delito.
La tipicidad sufre un cambio más relevante. No es considerada como una categoría puramente descriptiva. Tampoco valorativamente neutral. Entienden que dentro de la tipicidad hay elementos subjetivos y valorativos.

El art. 234.1 CP el que con ánimo de lucro tomara cosas muebles sin la voluntad de su dueño… destaca el ánimo de lucro para poder hablar de acción típica de hurto.
Establecen que la antijuridicidad es una categoría. Es preponderantemente objetiva pero introduce elementos subjetivos. No se limita a una perspectiva formal sino también a una perspectiva material, ha de suponer una ofensa al bien jurídico protegido, una lesión o puesta en peligro del bien jurídico.
La culpabilidad supone un cambio importante. Deja de entenderse como un nexo psicológico. Se entiende como un juicio de reproche jurídico que recae sobre el autor porque ha actuado en contra del derecho cuando debía y podía haber actuado conforme al mismo.
Estructura de la culpabilidad:

Tres elementos de la estructura clásica de la culpabilidad:

  • imputabilidad

  • formas de culpabilidad: dolo e imprudencia

  • causas de exculpabilidad: miedo insuperable o error.



FINALISMO

Aquí si hay una ruptura, hay un cambio muy importante que condiciona la ciencia legal contemporánea del DP. Empieza en los años 30 del siglo XX y acaba en los años 60.
Destaca WELZEL, el padre del finalismo.

Las aportaciones de la época son la fenomenología y el ontologismo. Lo importante es el ser. Hay leyes estructurales del ser humano que van a condicionar la labor de la ciencia, la ciencia debe respetar esas leyes.

Para Welzel entre esas leyes hay una fundamental que es la naturaleza de las cosas. El ser humano está presidido por la idea de finalidad.
La acción ya no es entendida como causal o imputada por la voluntad, la acción es entendida como una acción final. Se refiere a una supradeterminación, una conducción final del proceso causal que se manifiesta en 3 momentos:

  1. en el de la reflexión o planificación del delito

  2. el sujeto elige los medios de ejecutar el delito

  3. la ejecución de ese plan


El finalismo tiene en cuenta el contenido de la voluntad, no basta con un mero impulso de la voluntad como en la época clásica o neoclásica, en el finalismo se mira el contenido de la voluntad, qué pretende, qué quiere. Se habla de dolo entendido como dolo natural (conocer y querer realizar el hecho punible) viene a integrar la parte subjetiva de los delitos dolosos.
La tipicidad distingue entre parte subjetiva que incluye el dolo y la imprudencia. Se ubica el dolo y la imprudencia en el tipo de injusto.
El finalismo subjetiviza la antijuridicidad, ocupa un lugar secundario el resultado. Lo más importante es la forma.
La culpabilidad como concepto en sí no sufre un cambio importante, pero sí hay cambio en la estructura de la culpabilidad. Hay 3 elementos en dicha estructura:

  1. imputabilidad: capacidad de culpabilidad

  2. conciencia de la antijuridicidad como elemento autónomo, desgajado del dolo malo

  3. causas que excluyen la culpabilidad: no hay cambio.


El finalismo ha triunfado en el sentido en que la opinión mayoritaria asume las consecuencias dogmáticas del finalismo, pero no los postulados comunes.
Una consideración crítica es que el finalismo permite explicar un modelo de conducta, la conducta activa dolosa, pero no es convincente para explicar el fenómeno de la omisión, y por otro lado es difícilmente compatible la acción final respecto de la imprudencia. El sujeto que lleva a cabo una conducta imprudente no quiere este resultado.

No existe intención, finalidad respecto al resultado, lo que existe es causación como consecuencia de la infracción del deber de cuidado.

También se ha criticado que otorga mucho protagonismo al desvalor de la acción.
Se rechaza la teoría finalista como teoría de la acción, pero se asume la pertenencia del dolo a la parte subjetiva. Destaca la gran importancia de la categoría dogmática de la imputación objetiva, dentro del estudio de la tipicidad y junto a la causalidad. Hay una posibilidad y necesidad de incorporar criterios normativos que delimitan el alcance de los tipos penales (es la gran aportación de la teoría).

Las líneas metódicas más relevantes, se pueden destacar las que han sufrido las consecuencias del funcionalismo. Desde una perspectiva político-criminal racional, valorativamente teleológica (Roxin). Éste entiende las categorías del delito con una perspectiva político-criminal.

Otra teoría es de Jakobs, su aportación es entender el DP de acuerdo con su cometido, con un sistema social. Entender el rol del sujeto, trata de estabilizar el derecho, pero es excesivamente normativista, abstracto, poco crítico del sistema social.
Actualmente hay muchas cuestiones abiertas:

  • como podemos determinar los criterios que deben formar el baremo del cuidado en el delito imprudente.




  • Como podemos resolver los nuevos fenómenos de la delincuencia o de la criminalidad organizativa tan compleja, ya que nuestro sistema penal está pensado para conductas individuales


El concepto penal de delito

A la horade hablar de concepto de delito, la doctrina penal ha intentado elaborar un concepto de delito filosófico, sociológico, constitutivo, pero cuando se habla de DP hablamos de DP positivo vigente, por tanto tenemos que partir del concepto legal de delito (art. 10 CP acciones omisivas, el delito es un hecho, una acción que en un sentido amplio abarca tanto la conducta activa como la omisiva. En sentido estricto, la acción es la conducta activa.
El legislador español en el art 10 CP reconoce como primer elemento del concepto de delito la acción en sentido amplio (acciones y omisiones). Incorpora (en el CP vigente de 1995) una cláusula general referida a la omisión en el art. 11 CP los delitos o faltas que consistan en la producción de un resultado sólo se entenderán cometidos por omisión cuando la evitación del mismo, al infringir un especial deber jurídico de autor, equivalga, según el sentido del texto de la Ley, a su causación… es la comisión por omisión.
El segundo elemento del concepto de delito es la tipicidad, la doctrina está de acuerdo en que la tipicidad está recogida en el art. 10 CP penadas por la ley (la tipicidad en la ley).
El tercer elemento es la antijuridicidad. También viene recogida en la expresión penadas por la ley ya que la ley no puede penar conductas conforme al derecho. Han de ser prohibidas por la ley.
El cuarto elemento es la culpabilidad. El legislador español no ha hecho referencia expresa. Desde una perspectiva tradicional se habla de dolosas e imprudentes, se hace referencia desde esta perspectiva clásica a las formas de culpabilidad. Pero aunque fuera así, entiende que el legislador en el art. 10 CP habla de culpabilidad, la culpabilidad no se agotaría en esas formas de dolo o imprudencia.

La culpabilidad es mucho más rica, incluye la imputabilidad o las cláusulas de extinción, por tanto es poco convincente esta teoría.
Otro sector acude a la cláusula final del art 10 CP que viene implícita en penadas por la ley al igual que las anteriores.

Este sector denuncia el no haberse recogido expresamente el término de culpabilidad en el CP, se debe a la gran problemática doctrinal que existe entorno a este concepto.
Podemos entender que la culpabilidad está implícita pero además vendrá reforzada por una serie de preceptos de la parte general del CP, aquellos en los que el legislador se refiere a las cláusulas de inimputabilidad, las eximentes 1ª y 2ª del art. 20 CP, y también se refuerza en la denominación explícita del art. 14 CP (concretamente en el error de tipo y prohibición invencible que dé lugar a la exclusión de la responsabilidad penal.

Aunque no está recogido en este tema 1, la referencia a la clasificación legal de las infracciones en derecho español es tripartita. Hay 3 clases de infracciones punibles en el CP:
Art. 13 CP 13.1 son delitos graves las infracciones que la ley castiga con pena grave.

 13.2 son delitos menos graves las infracciones que la ley castiga con pena menos grave.

 13.3 son faltas las infracciones que la ley castiga con pena leve
Los delitos graves tienen competencia en las Audiencias Provinciales, los delitos menos graves en el juzgado de lo penal o el juez central de lo penal, y las faltas en los juzgados de instrucción o jueces de paz.


LECCIÓN 2: LA ACCIÓN


  1. Concepto de acción.

Existen 2 posiciones al respecto:


  1. No se debe formular un concepto de acción porque sería demasiado abstracto ya que se puede crear a través de la tipicidad.

  2. Se puede y se debe intentar formular el concepto de acción puesto que es una referencia respecto del resto de elementos.

Es la + acertada porque se justifica:

  • Desde un punto de vista teórico ya que supone fijar un límite máximo de posible imputación de un hecho como obra del ser humano.

  • Desde un punto de vista práctico ya que nos permite prescindir de hechos irrelevantes para el DP.


En 1953, un teórico alemán Maihofer, en su tesis doctoral sobre el concepto de acción en el sistema del delito destaca la importancia de que el concepto cumpla determinadas funciones:

-Clasificadora: para englobar diferentes formas de conducta humana.

-Definidora: con un contenido sustancial suficiente para que sirva de referencia.

-Coordinadora: no debe adelantar los otros elementos del delito.

-Delimitadora: excluye formas de conducta que no pueden tener relevancia jurídico penal.
En conclusión: El concepto debe ser sencillo y modesto para que sirva de referencia a las demás categorías. Tiene que tener una función negativa, para saber las causas que excluyan la acción. Esto se relaciona con la concepción neoclásica del delito que entiende la acción como conducta humana exteriorizada dependiente de la voluntad.

  1   2   3   4   5   6   7

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Tema 1: concepto de delito iconLa primera tarea de la teoría general del delito es dar un concepto...

Tema 1: concepto de delito iconTema 1: La conducta humana. Concepto y características. Personalidad: concepto y características

Tema 1: concepto de delito iconFormular denuncia por un presunto delito de cohecho, en concurso...

Tema 1: concepto de delito iconBreve análisis del concepto de “delito grave”, dentro de la constitución...

Tema 1: concepto de delito iconTerrorismo ~ derecho ~ delito politico ~ derechos humanos ~ delitos...

Tema 1: concepto de delito iconTema 4 Tema 10 Tema 13 Tema 14 Tema 15 Tema 21 Tema 22 Tema 32 I....

Tema 1: concepto de delito iconTema 8 antígenos concepto de Antígeno

Tema 1: concepto de delito icon¿que es el delito de defraudacion fiscal? Comete el delito de defraudación...

Tema 1: concepto de delito iconTema 1: aproximación al concepto de diagnóstico pedagógico

Tema 1: concepto de delito iconTema 1: concepto, definición y objeto de estudio de la psicologia de la personalidad






© 2015
contactos
ley.exam-10.com