Manual básico de piramidologíA






descargar 133.69 Kb.
títuloManual básico de piramidologíA
página1/5
fecha de publicación19.09.2015
tamaño133.69 Kb.
tipoManual
ley.exam-10.com > Biología > Manual
  1   2   3   4   5
MANUAL BÁSICO DE PIRAMIDOLOGÍA
Gabriel Silva


ÍNDICE

Cap. I------------------------------------DECLARACIÓN DE INTENCIONES

Cap. II-----------------------------------PARA QUÉ Y CÓMO SIRVEN LAS PIRÁMIDES

Cap. III----------------------------------BREVE HISTORIA DE LA PIRAMIDOLOGÍA

Cap. IV----------------------------------PIRÁMIDE Y ANTIPIRÁMIDE

Cap. V-----------------------------------PAUTAS GENERALES DE TERAPIA PIRAMIDAL

Cap. VI----------------------------------CÓMO FABRICAR PIRÁMIDES

Cap. VII---------------------------------LAS PREGUNTAS MÁS FRECUENTES

Cap. VIII---------------------------------FUNDAMENTOS DEL EFECTO PIRAMIDAL

Cap. IX-----------------------------------EXPERIMENTOS PIRAMIDALES

Cap. X-----------------------------------AMIGOS Y ENEMIGOS DE LA PIRAMIDOLOGÍA

NOTA: Nos referiremos a menudo a la “pirámide perfecta”. Esta es la que está construida con las proporciones y materiales adecuados, puesta en correcta orientación para producir el Efecto Piramidal.

Capítulo I
DECLARACIÓN DE INTENCIONES


Gran parte del apasionante misterio de las pirámides está resuelto hace ya mucho tiempo. Estoy convencido de que así como la rueda representa un hito fundamental en el desarrollo tecnológico de una civilización, pasando luego por el dominio de la electricidad, la capacidad de volar, o viajar por el fondo marino y el espacio, la pirámide representa una herramienta fundamental, pero no sólo en la evolución tecnológica, sino un escalón más alto en relación a su comprensión del Universo y el desarrollo de su conciencia. Pos eso, para quienes llevamos décadas de trabajo en ellas, parece mentira que persistan teorías tan absurdas y una enorme desinformación sobre los resultados científicos obtenidos por equipos de todo el mundo. Sin embargo esto es perfectamente explicable e intentaré aclararlo.
Desde hace un par de siglos las pirámides mayas y egipcias han ido captando la atención de todo el mundo, siendo para la mayoría un simple atractivo turístico, pero también un campo de batalla entre supuestos “escépticos” y diversos investigadores, lo que genera una confusión aumentada con asuntos parapsicológicos y místicos mal interpretados por la desinformación reinante también en esos campos.

Este documento tiene por objeto abrir una puerta a conocimientos que deben modificar los criterios de toda la Humanidad respecto a las pirámides, su historia y sus aplicaciones, dilucidando de una vez por todas al Lector los puntos fundamentales, para que pueda saciar su curiosidad intelectual, a la vez que aprender a usufructuar del resultado del trabajo de los verdaderos escépticos, que -lejos de discutir para mantener posturas- hemos investigado interdisciplinaria y prácticamente, tanto desde la revisión histórica y arqueológica como en los laboratorios. Soy conciente de las dificultades que según sus creencias y educación puede tener el Lector en aceptar ciertas afirmaciones –obligatorias en estas explicaciones-, pero apelo a su capacidad analítica, sentido común y sobre todo, a su curiosidad y sentido práctico, ya que entrar al maravilloso mundo de la experiencia piramidal tiene un costo cercano a “cero”. Basta fabricar algunas pirámides de cartón con los elementos que luego se detallan, para hacer sus propios experimentos, para demostrarse a si mismo y a quien quiera verlo, que existe un efecto piramidal innegable, material, nada imaginario ni en absoluto proveniente de la fe o la sugestión. Se acepten o no las explicaciones físicas -que las hay merced a profundas investigaciones prácticas, más que teóricas- el efecto piramidal está certificado ya por instituciones médicas en Cuba, donde dichos efectos se aplican -como en España y varios países más- en utilidades terapéuticas desde hace algunos años, con más de treinta mil personas tratadas exitosamente en diversas dolencias, así como usos muy apreciables en agricultura, apicultura, ganadería y veterinaria.

Deseo de todo corazón que los Lectores disfruten de las pirámides como lo hago yo desde 1965, cuando comencé –siendo un niño- a obsesionarme por descubrir la verdad sobre estas Grandes Obras que nos dejaron los antiguos sabios. En 1973 el placer de hacer mi primera pirámide se vio aumentado con los éxitos experimentales, no tan claros como los tendrá el Lector, ya que contará con conocimientos que yo no tenía en aquella época. En 1984 la pirámide me permitió seguir viviendo gracias a su poder curativo, por lo cual también definió mi responsabilidad ante la vida. En el año 2000, tras intentar en vano, por años encontrar a alguien capaz de montar un buen negocio que permita a la gente disfrutar de los avances científicos conseguidos, me encontré en el dilema de olvidarme del asunto y aprovechar el conocimiento para mi exclusivo beneficio o abandonar mi cómoda situación profesional para aceptar el desafío impuesto por la conciencia.

No encontré en diez años constructores, carpinteros ni empresarios dispuestos a jugarse por un producto tan “polémico” como una casa, una cama o cualquier producto piramidal, a pesar de ofrecer a decenas de personas todo el material científico, planos, diseños y asesoría para su aprovechamiento comercial. Podría escribir un largo anecdotario sobre el asunto, con matices increíbles, dramáticos y hasta cómicos de las respuestas recibidas. Pero cuando me hallaba a punto de abandonar el asunto para dedicarme a usufructuar de otros talentos y de las pirámides en un uso estrictamente personal y familiar, sirviendo socialmente como me fuera posible en otros campos, tuve la satisfacción indescriptible de enterarme que el Dr. Ulises Sosa Salinas estaba usando pirámides para curar a la gente en Cuba. Desde el primer contacto surgió una amistad que pronto se transformó en verdadera fraternidad, ya que compartimos el mismo ideal, el mismo Amor a la Humanidad, el mismo sentimiento de Respeto Universal, siendo la pirámide el más importante factor común de interés científico. Tras unos días de profunda meditación tomé la decisión de enfrentarme con mis propios temores y limitaciones, contra los prejuicios sociales, contra la burla de los falsos escépticos y me puse a revisar la experiencia y todo el material acumulado en tres décadas. Si había un médico capaz de jugarse su prestigio, su titulación y enfrentarse con todo el mundo para aportar algo tan importante a la sociedad, no podía vivir yo en la vergüenza de haber gastado todos mis bienes adquiridos y herencia en la investigación física y causal del efecto piramidal, para finalmente quedarme con un uso exclusivo.

Por eso declaro que mi intención, compartida ya por mucha gente valiente y sabia, como el Dr. Ulises Sosa Salinas, pionero de la piramidoterapia en Cuba, es brindar a la Humanidad el conocimiento recogido hasta ahora. El Homo sapiens sapiens aún no se ha ganado esa clasificación tan orgullosa de doblemente sapiens, porque pudiendo propender hacia la Trascendencia, está provocando su autodestrucción global. Una verdadera civilización es aquella que ha pasado de la preocupación por la subsistencia, a ocuparse de su Trascendencia. Los antiguos constructores de pirámides no fueron exterminados, masacrados ni se extinguieron. Estamos a un paso de desvelar los misterios de su desaparición y todo indica que las pirámides que dejaron tiene que ver con un destino muy distinto al que se supone oficialmente. Este libro pretende acercar al Lector a esos asuntos sin caer en pseudo cientificismo ni especulaciones peregrinas, sino basados en los conocimientos deducidos y actualmente aplicados que cualquiera puede comprobar.

Capítulo II
PARA QUÉ Y CÓMO SIRVEN LAS PIRÁMIDES


En China, en la región de Xi’an, hay decenas de pirámides. Una de ellas tiene 365 metros de lado de base y puede verse con el Google Earth, en 34º 23’ 10” N y los 109º 15’ 13” E. En toda China hay cerca de ochocientas pirámides, muchas de las cuales superan en tamaño a la Gran Pirámide de Giza. En Centroamérica se siguen hallando pirámides, sumando cerca de setenta y apenas se ha empezado la época de descubrimientos en Sudamérica, donde también hay algunas docenas. En Bosnia se ha encontrado la que puede ser la pirámide más grande del mundo, rivalizando de cerca con la Gran Pirámide Blanca de China, que tendría unos 500 metros de lado, pero se encuentra en un sitio donde las fotos satelitales públicas no tienen nitidez.
A todas se les adjudica calidad de tumbas, aunque sólo una egipcia, la pequeña pirámide de Titi, pudo haber sido usado como tumba pero no por sus constructores, sino milenios después. Pero hemos ido descubriendo los verdaderos usos de las pirámides, gracias a los pioneros que menciono en el capítulo siguiente. Las utilidades que los constructores dieron a las pirámides estaban en consonancia con los profundos conocimientos científicos y tecnológicos que les permitieron realizar semejantes obras que aún hoy dejan anonadados a ingenieros, arquitectos, matemáticos, astrónomos, petrólogos, canteros, constructores y tecnólogos de diversas especialidades. En el libro “Tecnología Sagrada de las Pirámides”, editado por Belgeuse, abordo muy ampliamente el tema arqueológico y los abundantes argumentos en contra de la idea aberrante de las pirámides como tumbas de reyes y faraones supuestamente megalómanos. Hicieron esas obras, las más grandes y perfectas hechas hasta ahora, por sus diversas utilidades y considerando en algunas, como las de Giza, la mayor parte de utilidades simultáneamente.

Una enumeración sintética, por orden creciente de importancia, es la siguiente.

1.- Recuperar el filo de las hojas de afeitar. No hay efecto abrasivo, sino que ocurre la reestructuración cristalina y eliminación del agua intersticial. Finalmente las hojas de afeitar pierden su utilidad por desgaste, pero habiendo servido entre 20 y 30 veces más. Una buena hoja, que permita afeitarse cinco veces, durará como mínimo más de cien afeitadas. Prácticamente nada se oxida por efecto del aire dentro de las pirámides, salvo que se hagan reacciones rápidas y específicas. O sea que la oxidación natural espontánea es casi nula en la mayor parte del volumen ocupado por la pirámide.

2.- Conservación y revitalización del agua, que no se bacteriza, se hace más tensioactiva y tiene aplicaciones terapéuticas. Cuando sea más conocida la enorme cantidad de curiosas características del agua, este punto pasará a ser mucho más importante tanto en lo científico como en sus aplicaciones.

3.- Conservación indefinida y vitalización de alimentos. Por ejemplo, un yogurt de cabra sin ninguna clase de conservantes, dejado en la pirámide el 10 de Agosto de 2005, se encuentra al día 03 de Febrero de 2007 en tales condiciones que… No puedo resistir y me tomo la mitad del frasco con todo el placer que implica un excelente yogur catalán del pueblo de Segur (Uno de los mejores del mundo). Las temperaturas en esa habitación son casi todo el verano las del ambiente exterior: Hasta +38 ºC. En invierno, por la calefacción de la casa no baja de +15 ºC. Veinticuatro horas después sigo vivo, escribiendo esto y pensando en despacharme el resto, ya que si lleva un año y medio y parece recién elaborado, no creo que pueda descomponerse mientras siga bajo el efecto piramidal. Algunas veces se hace como requesón, separándose los coloides del plasma. Hace seis meses me comí el contenido de uno de los frascos y estaba mejor que bueno, así que también me tomé el plasma. Ayer -ya sólo me queda frasco y medio- estaban homogéneos. Hace años había experimentado por hasta tres meses, pero esta vez - todo sea por la ciencia- contuve la gula mucho tiempo.

Las verduras y frutas se deshidratan sin iniciar proceso de putrefacción, así que una vez tratadas y envasadas con sistemas apropiados, se pueden conservar indefinidamente.
He comido carne de vaca dejada a unos 32 ºC en una pirámide durante 42 días, sin ningún tipo de aditivo, ni siquiera malla de red para evitar la acción de las moscas. Estas no hacen sus deposiciones dentro de la pirámide. Su instinto les indica que su prole no tendrá comida, aunque la carne esté tentadoramente fresca, ya que no hay putrefacción y las larvas morirían de inanición. Incluso en muestras con larvas de moscas dejadas en la pirámide, se puede verificar que éstas emigran precipitadamente, buscando salir de la pirámide.
La carne seca, en aquel caso, retomó su estado como recién cortada de la vaca un rato después, al dejarla sobre la encimera de piedra. Otras veces no se ha reconstituido su hidratación, pero ha conservado siempre su sabor.

4.- Tratamiento de líquidos en general. En licores, vinos, aceites y otros productos, admite la utilización de ferromagnéticos, especialmente si se combina en los dispositivos la utilización de pirámide, antipirámide y el campo externo de ambas. La bodega piramidal de Montegaredo, en Boada de Roa, cerca de Ribera de Duero, es una muestra de la sabiduría piramidal aplicada por su propietario. Sus vinos no sólo tienen la calidad propia de la región y la artesanía de la elaboración, sino que su fermentación en una pirámide donde las vasijas vinarias se encuentran en la mitad del plano de la base, ocupando espacio de la pirámide y la antipirámide por igual, impide la acción de cualquier putrefactante, permitiendo a las bacterias simbióticas del vino hacer su trabajo. Luego se hace la crianza en el depósito subterráneo contiguo, aprovechando el campo piramidal externo. Todo esto redunda en una calidad insuperable, incluso para los catadores más exigentes.

Mientras que cualquier vino bueno mejora en la pirámide, los vinos artificiales –la mayoría de los vinos muy baratos- se descomponen hasta no poder beberse. En realidad recuperan su verdadero estado, desglosándose sus componentes químicos.
Los aceites merecen un capítulo aparte, ya que su constitución molecular requiere de materiales paramagnéticos para lograrse mejores calidades, tanto en la conservación como en la producción.

5.- Conservación indefinida del poder germinativo. Cualquier semilla que se deje en una pirámide perfecta podrá conservarse válida indefinidamente. El tiempo máximo que he experimentado ha sido de cinco años para una muestra de semillas de zanahorias, que normalmente caducan en un par de años o a lo sumo tres. Más de trescientas semillas que brotaron todas, salvo tres en la cuenta, posiblemente por sembrarlas en el mismo hoyuelo. Las zanahorias superaron el tamaño normal promedio para la variedad. En Cuba se ha realizado trabajo estadístico más metódico en esta aplicación, con un aumento muy importante en la producción de granos.

6.- En apicultura se consigue mejorar el rendimiento, evitando a las abejas muchas de las enfermedades, incluyendo el temible hongo de la ascoforesis. El tratamiento con antipirámide permite eliminarlo en sesiones de media hora, con dos horas de intervalo y un total de cuatro aplicaciones; es decir en un día de aplicación. En veterinaria se trata toda clase de animales con los mismos resultados que en seres humanos, de modo que el efecto placebo que algunos suponen, no tiene nada que ver en el efecto piramidal.

7.- Corrección o anulación de puntos geopatógenos. Los geobiólogos tienen aún muchas reservas respecto a las pirámides, sólo por su desinformación respecto a las mismas y los resultados logrados hasta ahora en la investigación y aplicación. Sin embargo se consigue con pirámides de cierto tamaño –como las Piramicamas- anular el efecto de los puntos geopatógenos de pequeño y mediano poder, ya que el campo piramidal desplaza las líneas de Hartmann y de Curry modificándolas sin interferirlas.

8.- Las más importantes aplicaciones actuales son las terapéuticas.
Actualmente las pirámides se usan para curar algunas enfermedades y/o para evitar su aparición. Especialmente las derivadas de malformación molecular por cualquier causa, como las reumáticas, mielíticas y otras de etiología desconocida y consideradas incurables por la medicina alopática, así como cualquier enfermedad con etiología bacteriana, ya que nada se pudre en las pirámides y ello impide la formación de colonias de saprofitos, mientras que no interfiere en absoluto con las bacterias simbióticas encargadas de la digestión, ni impide la función de los fagos encargados de limpiar el cuerpo de microorganismos extraños y partes de células muertas.
Dormir dentro de una pirámide bien orientada y construida con los materiales adecuados (siempre paramagnéticos como el aluminio, la madera o el vidrio), representa la casi imposibilidad de contraer enfermedades reumáticas o infecciones bacterianas. No sabemos aún hasta qué punto previene de enfermedades virósicas, pero hemos tenido pruebas de que éstas muy difícilmente ataquen a un organismo cuyas moléculas de agua están bien estructuradas y el sistema inmunitario en perfectas condiciones. Las mejoras del sistema inmunitario se han hecho evidentes en muchísimos pacientes tratados con pirámides. Curiosamente, existe un caso de trasplante de riñón, en que la mejoría del sistema inmune no ha provocado el rechazo, pero sí ha activado los riñones propios que no funcionaban. O sea que el paciente tiene ahora tres riñones funcionando.
El efecto de relax logrado ha acabado en todos los casos con trastornos del sueño, proporcionando a algunos una gran claridad en la memoria onírica (recuerdan perfectamente los sueños), sin que ello impida lograr un profundo descanso. En otros, que tomaban medicación para poder dormir un poco, han dejado gradualmente las pastillas, ya que su sueño es muy profundo aunque no recuerden nada de sus sueños.

Hay algunos mitos respecto a los desarrollos paranormales que pueden obtenerse gracias a dormir en una pirámide, pero ello no ocurre por lo general. Lo que ocurre es que las personas que poseen un potencial paranormal cercano a su desarrollo, lo alcanzan fácilmente gracias a una mejor salud integral, óptima funcionalidad orgánica y la estabilidad de sus ritmos cerebrales.

Las cefaléas, migrañas y en general trastornos funcionales de etiología desconocida, variable o dudosa que han sido tratados en la pirámide, han remitido totalmente en todos los casos tratados hasta ahora. Algunos han necesitado permanencia prolongada o combinación de terapia piramidal y antipiramidal (como en algunos problemas reumáticos). Los problemas osteo-articulares en general han sido lo más tratado hasta ahora y en el libro “Revolución Terapéutica de las Pirámides”, que escribí en coautoría con el Dr. Ulises Sosa Salinas, se plasma un resumen de los protocolos de investigación y estadística de aplicación en Cuba.

Un ejemplo claro y rápido de la acción piramidal es la esguince de tobillo, ya que la terapia piramidal adecuada permite al paciente curarse totalmente en dos días, en vez que permanecer escayolado dos o tres semanas.

9.- En el futuro: Creo sinceramente, aunque no puedo fundamentarlo con la práctica todavía, que las pirámides sirven para mucho más que curarnos. Y esto ya es decir mucho, pero es creo que es así. Las civilizaciones que construyeron las grandes pirámides fueron sin duda de enorme composición demográfica. Sin embargo no dejaron cadáveres o estos fueron demasiado escasos. Los hallados hasta ahora, incluso en los estratos muy profundamente removidos por los arqueólogos, no pasan de ser de épocas relativamente recientes, o sea post-diluvianas y aún así, los cementerios más antiguos no pertenecen a épocas tan antiguas como las que se adjudica a las grandes construcciones. Esto es sólo una teoría, pero el Lector perspicaz intuirá que se trata de un uso de las pirámides que supera la simple curación y conservación de la salud… Y las cosas que vamos descubriendo nos llevan a pensar en un destino más Trascendente del Hombre, que la simple vida, con o sin reencarnación. Si nos atenemos a las “creencias” de los antiguos egipcios, nos encontramos con unos “dioses” que enseñaron a los hombres a ser algo así como súper-hombres, es decir a Trascender a un Reino Natural superior al del simple humano mortal. En “Tecnología Sagrada de las Pirámides” la información sobre las nuevas interpretaciones arqueológica amplía estas cuestiones, pero por ahora el sólo hecho de curar muchas enfermedades y conservar la salud, ya es algo que ha salido de la teoría y tiene aplicaciones prácticas tan inmediatas como indiscutibles.
  1   2   3   4   5

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Manual básico de piramidologíA iconManual: Manual Básico de Historia del Derecho

Manual básico de piramidologíA iconManual básico de concienciacióN

Manual básico de piramidologíA iconManual Básico de Cateo y Aseguramiento de Evidencia Digital

Manual básico de piramidologíA iconManual Básico de Derecho Urbanístico. Doctrina, legislación y jurisprudencia

Manual básico de piramidologíA iconManual de cuentas El manual de organización contable

Manual básico de piramidologíA iconMexico Basico

Manual básico de piramidologíA iconPrograma 7 basico-nb 5

Manual básico de piramidologíA iconCursos : Combinado de 1º a 6º básico

Manual básico de piramidologíA iconLecciones de peronismo básico

Manual básico de piramidologíA iconPrograma de aprendizaje básico






© 2015
contactos
ley.exam-10.com