Bibliografía Historia Política






descargar 3.43 Mb.
títuloBibliografía Historia Política
página83/83
fecha de publicación03.08.2015
tamaño3.43 Mb.
tipoBibliografía
ley.exam-10.com > Ley > Bibliografía
1   ...   75   76   77   78   79   80   81   82   83
sistema demográfico moderno, caracterizado por una alta natalidad y por el descenso de la mortalidad, posibilitando el aumento sostenido de la población en el viejo continente.
La población europea aspiró a mejores condiciones de vida y trabajo, y comenzó a emigrar a las ciudades principalmente motivada por su industrialización y la consecuente generación de empleos que prometían una vida diferente a la campesina. En efecto, a lo largo del siglo descendió la población campesina y aumentó la cantidad de ocupados del sector manufacturero y de otras actividades del sector terciario de la economía, como el servicio doméstico, el comercio, cargos burocráticos, etc. En este proceso, mujeres y niños, al igual que el hombre, se incorporaron al mundo laboral moderno, aunque con notorias diferencias en su contra. Una de las consecuencias inmediatas al aumento de la población fue la emigración transoceánica de europeos a Estados Unidos, Sudamérica, Australia y África, donde reforzaron la fuerza de trabajo o iniciaron procesos de ocupación y explotación de nuevos territorios con recursos naturales que la economía europea requería para su desarrollo.
Al avance de la Revolución Industrial durante el siglo XIX, la población de Europa pasó de ser una sociedad de carácter rural a una fundamentalmente urbana e industrial. La desruralización de la población no solo transformó sus costumbres, también dio paso a la formación de una nueva cultura urbana que predominó en todos sus países. Por otra parte, la emigración de la población excedente, contribuyó al primer paso del proceso de conformación de los imperios coloniales (colonialismo) en el que se embarcaron las potencias europeas después de 1870, ayudando también a dinamizar el flujo de capitales, creando empresas y contribuyendo a internacionalizar la economía europea, creando una economía mundial liderada por ella.

UNIDAD 5: LABOR CIVILIZADORA DE ROMA Información básica
Preguntas clave.

¿Por qué a Roma se la considera una civilización clásica?

¿Qué elementos hicieron de Roma el centro del mundo antiguo?

¿Qué aspectos de la civilización romana se encuentran presentes en el mundo contemporáneo?
1. ORIGEN DE ROMA Y SU ESPACIO CULTURAL.
1.1. Primeros habitantes
La Península Itálica, foco de origen de la civilización romana, se caracteriza por una gran diversidad regional que posibilitó el desarrollo de numerosos pueblos independientes con distinto grado de civilización.

Durante el segundo milenio a. de C. la península fue ocupada por pueblos indoeuropeos que en oleadas sucesivas traspasaron los Alpes. Estos pueblos fueron llamados Itálicos, y de entre ellos, la tribu de los latinos, se instaló en aldeas sobre pequeñas colinas en el valle inferior del río Tíber, donde se dedicaron a la agricultura y al cuidado de los rebaños.
Aproximadamente entre el 1000 y el 600 a. de C., nuevos pueblos ocupaban la región: etruscos, fenicios o cartagineses y griegos. Los dos últimos, introdujeron el bronce, la escritura, sus costumbres y su arte, con lo cual se transformó la vida material y espiritual de las antiguas poblaciones itálicas. Sin embargo, de los tres, fueron los etruscos los que llegaron a ser más poderosos. Establecidos inicialmente en la Etruria, se expandieron hasta el valle del Po por el norte, y hasta los confines de la Campania por el sur, propagando así su civilización. Aunque es poco lo que se sabe del origen de los etruscos, probablemente llegaron de la región de Frigia (Asia Menor). Vivían en ciudades que formaban estados independientes unidas por lazos culturales y religiosos. El gobierno era ejercido por un grupo de nobles poderosos y ricos que imponían su dominio a las clases inferiores. Elaboraban el bronce y el hierro, además de trabajar el oro y la plata. Eran politeístas, practicaban el culto a los muertos y la adivinación por medio de la observación del vuelo de las aves o de las entrañas de los animales sacrificados. El recuerdo de su civilización sobrevive en las ruinas de antiguas ciudades como Tarquinia, Clusium,Veyes y Ceres.
Los etruscos lucharon por la unificación de la península. Aliados con los cartagineses habían logrado detener la expansión griega en el sur, pero, su poderío no logró sortear los ataques de los galos, que en el curso del siglo VI a. de C. invadieron la región del Po. Esta situación fue aprovechada por Roma, la que encontró abierto el camino del triunfo y pudo lograr la unificación en la cual habían fracasado los etruscos.

1.2. De las Siete Colinas a la Monarquía
Según la historia, los orígenes de Roma se remontan al año 753 a. de C. Con el fin de proteger al Tíber de la amenaza etrusca, siete aldeas latinas de la región del Lacio formaron una federación, el Septimontium. Pero su valor estratégico y comercial atrajo a los etruscos, que impusieron su dominio sobre las aldeas y fundaron la ciudad de Roma. La ciudad fue amurallada, se planificaron sus calles y sanearon los valles pantanosos que la rodeaban mediante canales de desagüe, unieron las riberas del Tíber con un puente hasta que, finalmente se transforma en una verdadera ciudad.
Buscando un origen heroico para su ciudad, los romanos popularizaron a través de Tito Livio una leyenda, según la cual Roma fue fundada por los hermanos Rómulo y Remo, hijos gemelos de Marte y Rea y descendientes de Eneas. Cuenta la leyenda que este, después de la destrucción de Troya por los griegos, se instaló en el Lacio, donde su hijo Ascanio fundó la ciudad de Alba Longa. Después de muchos años, fue arrebatado el poder a los descendientes de Eneas. Los gemelos, abandonados a orillas del Tíber y amamantados por una loba fueron después criados por pastores. Al enterarse de su origen depusieron al usurpador del trono y obtuvieron permiso para fundar una ciudad en el lugar que la loba los había encontrado. Rómulo fue el elegido por los dioses por lo que enfrentó a su hermano y le dió muerte, quedando solo al frente de la ciudad.

1.3. Organización sociopolítica.
Etapa monárquica. Desde la fundación de Roma hasta el 509 a. de C., estuvo gobernada por siete reyes: Rómulo, Numa Pompilio, Tulio Hostilio, Anco Marci, Tarquino el Antiguo, Servio Tulio y Tarquino el Soberbio, los tres últimos de origen etrusco.

La organización de los primeros tiempos se basaba en la Constitución Serviana, atribuida a Servio Tulio. El Rey era elegido vitaliciamente, tenía el mando militar, judicial y religioso de la ciudad. Asesorando al rey se encontraba el Senado, integrado por 300 miembros elegidos entre los jefes de las gens (pater familia), que actuaba como consejo permanente y sancionaba los acuerdos de la Asamblea Curiata, (integrada sólo por patricios). A esta asamblea le correspondía la elección del Rey y la votación de las leyes.

El pueblo estaba distribuido en cuatro tribus locales organizadas militarmente por centurias y obligadas a servir en el ejército en proporción a su fortuna. Este fue el origen de los comicios centuriados o Asambleas Populares.

La sociedad estaba dividida en clases con categorías desiguales en derechos y obligaciones.

• Los patricios, descendían de los fundadores, eran poderosos, ricos y los únicos que poseían la ciudadanía romana. Intervenían en la elección de los magistrados, desempeñaban los cargos de gobierno, integraban el ejército y monopolizaban los cargos religiosos. Eran también los propietarios de la tierra.

• Los plebeyos. Constituían la clase inferior y carecían de todo derecho, pero eran hombres libres que provenían de poblaciones vecinas. Buenos artesanos y comerciantes, llegaron a Roma atraídos por el creciente desarrollo de la ciudad. Como clase laboriosa cultivaban la tierra, desempeñaban algún oficio y ejercían el comercio y la industria, actividades despreciadas por los patricios. Muchos de ellos alcanzaron bienestar económico, pese a lo cual estaban privados de participar en la organización de la ciudad romana.

Muchos plebeyos se ponían bajo la protección de un patricio al que reconocían como su patrón y le rendían obediencia y servicio. Eran los llamados clientes.

• Los esclavos. Este grupo estaba al margen de la sociedad. Eran considerados como objetos que se podían comprar y vender, cederse o legarse en testamento.

2. DE LA REPÚBLICA AL IMPERIO
Una vez expulsados los etruscos, se instaló en Roma una nueva forma de gobierno: la República. En los primeros tiempos, las familias aristocráticas asumieron el poder, gozando de todo tipo de privilegios. Posteriormente, debido al progreso creciente de los plebeyos, la república derivó hacia una forma mas popular. Sin embargo, la democracia no llegó a conocerse en Roma, pues las conquistas que la hicieron dueña de Italia y del Mediterráneo aumentaron aun más el poder y la riqueza de algunas familias, situación que generó una serie de luchas que terminaron por hacer caer la República, surgiendo imponente y majestuoso el Imperio.
Los cinco siglos de vida republicana estuvieron marcados, en lo interno, por la lucha de los plebeyos para alcanzar la igualdad, y en lo externo, por la permanente necesidad de defenderse de los ataques de pueblos vecinos que aspiraban al dominio de Roma.


2.1. En busca de la igualdad
La república romana no fue democrática sino oligárquica. Solo los patricios tenían acceso al poder, originándose así graves conflictos que los enfrentaban con los plebeyos. Los patricios habían creado una nueva Constitución en la que se reforzaban sus intereses de clase y se reducían a muy poca cosa los privilegios políticos y sociales de los plebeyos. Por otro lado, las presiones que venían desde los pueblos vecinos del exterior, hacían necesario aumentar las obligaciones militares y financieras de los plebeyos, quienes veían cada vez más reducida su seguridad económica. Se originó entonces un movimiento plebeyo que pedía una serie de reivindicaciones sociales y económicas: mayor flexibiliidad en el régimen de deudas y solución al problema agrario. En lo jurídico, pedían la redacción de un código común a todos y la autorización de los matrimonios mixtos (patricios y plebeyos); en lo político, el acceso al consulado y a las magistraturas, la entrada al Senado y el reconocimiento legal de los plebiscitos y, en lo religioso, el acceso a los cargos sacerdotales. Para conseguir estas reformas, los plebeyos, que en su mayoría integraban el ejército, recurrieron a la “huelga militar” y a la amenaza de deserción colectiva, por lo que en el año 493 a. de C., después de regresar de una campaña militar, los soldados se retiraron al Monte Sacro, donde fundaron una nueva ciudad. Rodeada de enemigos, Roma tuvo que hacer concesiones. Después de dos siglos de lucha, los plebeyos obtuvieron la anhelada igualdad de derechos. Roma podía ahora enfrentar tranquila la amenaza externa.

2.2. ¡A la Conquista de Italia y el Mare Nostrum!
Mientras la plebe luchaba por el establecimiento de la igualdad de derechos, Roma enfrentaba a los enemigos que intentaban imponerle su dominio en las fronteras . Poco a poco etruscos, sabinos, ecuos, volscos y veyanos fueron cayendo bajo su poder. Roma se va a perfilar como un fuerte Estado militar. El revés habría de venirle de los galos, pueblo bárbaro y guerrero que logró llegar hasta Roma imponiendo, como condición para su retiro, el pago de un cuantioso rescate en oro. Retirados del escenario los galos, Roma enfrentaba y vencía a los samnitas, lo que la dejó dueña de Italia Central. Por último, logró la conquista de la Magna Grecia, después de enfrentar a Pirro en Benevento (275 a. de C.). A mediados del siglo III a. de C., Roma domina desde la Galia Cisalpina hasta las riberas del Golfo de Tarento.
Dueña ya de Italia, Roma inicia una política de expansión marítima en la que habría de enfrentar a Cartago, Macedonia y Grecia. Esas victorias le concedieron la hegemonía indiscutible sobre todo el Mediterráneo. La primera fase de esta expansión correspondió a las llamadas Guerras Púnicas, en las que el enemigo, Cartago, era la potencia marítima que hasta entonces monopolizaba el tráfico comercial del Mediterráneo.

- Primera guerra Púnica: 264 a 241 a. de C.; Roma se apodera de Sicilia.

- Segunda guerra Púnica: 218 a 201 a. de C.; Cartago queda sometida a Roma.

- Tercera guerra Púnica: 149 a 146 a. de C.; Roma arrasa y destruye definitivamente a Cartago.

Entre la segunda y la tercera guerra, Roma conquistó Macedonia y Grecia, y en el año 66 a. de C. Asia Menor y Siria. Finalmente en el año 31 a. de C., después de vencer a Cleopatra en Actium, Roma concluye la conquista del Mediterráneo, transformándose este en un mar romano, el Mare Nostrum.

2.3. Fin de la República
La gran riqueza que provenía de las provincias, en forma de tributos o como botín de guerra, despertó el gusto por el lujo y los placeres. El desarrollo del comercio y las finanzas provocó el surgimiento de una nueva clase, los ecuestres. Los pequeños propietarios en cambio, perdieron sus tierras pasando a formar el proletariado, gente cuya única riqueza era su prole o familia. La propiedad de la tierra se concentró en manos de unos pocos originando el latifundio, que era trabajado por esclavos. Las necesidades de protección y defensa hicieron que el ejército se transformara en un cuerpo permanente.
Los profundos cambios experimentados a raíz de las conquistas produjeron un debilitamiento general de los principios en que se sostenía la República, desencadenándose una crisis moral y de autoridad que dio origen a violentas guerras civiles. Durante unos cien años, Roma fue testigo del enfrentamiento entre el partido de la aristocracia, que dominaba el Senado y se oponía a las reformas, y el partido del pueblo que las exigía.
Entre los reformadores destacaron los hermanos Graco, quienes buscaron la aprobación de una ley agraria para solucionar los problemas del proletariado. Parecía una ley justa pero el Senado se opuso . Al fracasado intento de los Graco le siguió un período de dictaduras militares que concluyeron con el gobierno de César.

Julio César, junto a Pompeyo y Craso, había formado el primer Triunvirato y fue nombrado cónsul. Como tal, marchó a la conquista de la Galia, empresa que le dio prestigio, soldados y dinero. A su regreso a Italia, eliminó a sus compañeros e instauró la dictadura. El pueblo le otorgó el consulado vitalicio, la censura y la facultad para nombrar a los tribunos.

En los años que gobernó, protegió a los artistas, redujo la autoridad del Senado, distribuyó en forma gratuita tierras y trigo a los proletarios, creó talleres de trabajo y levantó monumentos como la Basílica Julia. Para estrechar los vínculos dentro del mundo romano, impuso en todas sus regiones las mismas instituciones, la misma moneda, el mismo calendario juliano, llegando incluso a permitir el ingreso en el Senado a burgueses de Italia, provinciales de España, además de centuriones y libertos. Finalmente ante su deseo de proclamarse monarca, el Senado conspiró contra él y lo hizo asesinar (44 a. de C.).

3. APOGEO Y DECADENCIA DEL IMPERIO ROMANO.
Apenas transcurridos dos meses de la muerte de César, se alza la figura de Octavio quien se propone vengar la muerte de su padre adoptivo y salvar al Estado. Después de vencer a Antonio en Accio, impuso un régimen personal encubierto con los títulos de Princeps, principal o primero de los ciudadanos, y de Imperator, que le daba el mando militar. Posteriormente en agradecimiento a su efectiva gestión, el Senado le confiere el título de Augusto, majestuoso o venerado, con lo que el régimen se instaura en forma oficial. Como los títulos eran solo honoríficos, para adquirir un poder real acumuló en su persona las magistraturas republicanas, es decir, el Consulado (poder militar) y la Censura (poder para nombrar o destituir a los Senadores, así como vigilar los actos de los ciudadanos). El poder tribunicio lo hizo inviolable y el título de Pontífice Máximo, lo convirtió en jefe de la religión romana. La larga duración de su gobierno, 31 a. de C. a 14 d. de C., sumada a una gran tranquilidad interna, contribuyeron a consolidar una gran obra de resurgimiento, en la que el “genio romano” llegaría a su máxima expresión.

3.1. El regreso de las cosas a su lugar
Finalizadas las guerras civiles con la derrota de Antonio, Augusto buscó en lo externo conseguir el establecimiento de un sistema defensivo fuerte que asegurara la permanencia del Imperio. Organizó un ejército poderoso y profesional y trató de conquistar las fronteras naturales extendiéndolas hasta el Danubio y el Rin, mientras que en lo interno orientó su esfuerzo al restablecimiento del orden y las costumbres.

Por otra parte, estableció una jerarquía entre las diferentes clases sociales, encabezadas por el orden senatorial (al que se llegaba por herencia), seguido por el orden ecuestre o caballeros y los ciudadanos romanos. Fomentó los matrimonios, castigó el celibato y las uniones sin hijos. Para el bien del Estado aseguró alimentos y espectáculos gratuitos a los plebeyos.

En política administrativa redujo a 600 el número de senadores restituyéndoles las atribuciones judiciales perdidas durante las guerras civiles y encargándoles el gobierno de las provincias pacificadas. Por otra parte, reformó el estatuto de las provincias además del sistema judicial y financiero.

Para establecer las buenas costumbres, combatió los cultos extranjeros y estableció las bases de la religión imperial, en la que Roma y el emperador pasaron a ser las divinidades protectoras.

La labor realizada por Augusto y la prosperidad alcanzada dieron origen al apelativo Siglo de Augusto, en donde las máximas principales, orden y paz, permiten hablar de este período como el tiempo de la Pax Romana.
3.2. Se aproxima la gran crisis.
Los sucesores de Augusto lograron mantener inalterable la organización que el fundador del Imperio había dado a Roma hasta alrededor del siglo III d. de C. Salvo algunas rebeliones de los pueblos dominados y dos cortas guerras civiles (69 y 169 d. de C.), fue una época de paz, durante la cual gobernaron cuatro dinastías: los Julio-Claudio, los Flavios, los Antoninos y los Severos.

Después del último de los Severos (235 d. de C.) se desató una gran anarquía que sacudió al imperio durante medio siglo y en la que las legiones imponían y deponían a sus generales como emperadores, o a quien les pagara. Estas incesantes luchas paralizaron el comercio interno y la industria, y en lo externo dejaron desprotegidas las fronteras comenzando los bárbaros a penetrar en el imperio.
A fines del siglo III d. de C., el emperador Diocleciano impone el Dominado, segunda etapa del sistema creado por Augusto, en el que el emperador adopta el título de dominus (señor); centraliza al máximo el poder convirtiéndose en absoluto. El Senado desaparece y el emperador se apoya en funcionarios pagados que sustituyen a los antiguos magistrados.
Para evitar el problema de la sucesión y administrar en forma más directa el vasto imperio, dividió el territorio en Occidente y Oriente. Cada parte era gobernada por un augusto y un césar. Las provincias fueron organizadas en prefecturas y diócesis. A este nuevo sistema se le llamó Tetrarquía.

Entre los últimos emperadores destacan Constantino (312 a 337 d. de C.) y Teodosio (379 a 395 d. de C.). El primero continuó las reformas administrativas de Diocleciano, pero trasladó la capital imperial a Bizancio (Constantinopla) donde se hizo rodear de todo el lujo y boato de las cortes orientales. Promulgó el Edicto de Milán, por medio del cual se otorgó al Cristianismo, que se había desarrollado y extendido por el imperio, las mismas ventajas de los cultos oficiales.

Por su parte, Teodosio era originario de España y llegó al poder en medio de una grave crisis provocada por la incursión de los visigodos, a los que al fin pudo apaciguar. Después de Constantino, el paganismo se mantuvo como religión, pero bajo el gobierno de Teodosio fue completamente excluido, convirtiéndose el Cristianismo en la religión oficial (394 d. de C.). A su muerte, el imperio fue repartido entre sus hijos Honorio (Occidente) y Arcadio (Oriente), siguiendo destinos muy diferentes. En el año 476 d. de C., el Imperio Romano de Occidente sucumbía bajo la presión de los germanos, mientras que el de Oriente sobrevivió hasta 1453 d. de C., año en que cayó en poder de los musulmanes.

La caída del Imperio Romano de Occidente fue provocada por el debilitamiento del espíritu militar al incorporar contingentes extranjeros en sus filas; por el empobrecimiento económico, los conflictos entre las distintas clases y las luchas por el poder político, y especialmente, por el ingreso de pueblos bárbaros que traspasaron las fronteras del imperio. La caída de Roma marca también el inicio de una nueva etapa llamada comunmente Edad Media.

4. ADMINISTRACIÓN, SOCIEDAD Y ECONOMÍA
4.1. La política de dividir para reinar.

Las conquistas territoriales iniciadas por Roma durante la República, pusieron bajo su dominio un gran número de pueblos a los que se les dio un trato diferente según se ubicaran dentro o fuera de la península itálica.

De acuerdo al grado de fidelidad, Roma daba a los pueblos italianos el título de municipio o de socia. Los municipios tenían magistrados y asambleas que podían resolver con toda libertad los asuntos de interés local. Sus habitantes eran considerados ciudadanos con prerrogativas civiles, pero no podían concurrir a los comicios de Roma ni ser elegidos magistrados. Los socios o aliados en cambio, eran “satélites” de Roma. Estaban bajo su protectorado y no se los consideraba ciudadanos, por lo que estaban obligados a aportar soldados y dinero.

El trato desigual dado por Roma a sus subordinados se sintetiza en la fórmula latina divide et impera. Con los pueblos del Mediterráneo aplicó otro sistema, dividiéndolos en circunscripciones llamadas provincias, organizadas bajo dos principios fundamentales de exclusión y dominación:

• el pago de impuestos.

• la sujeción a la autoridad absoluta de un gobernador romano.
El gobierno era ejercido durante un año por un procónsul o un propretor, que asumía el mando militar y la administración de la justicia; además resolvía, a través de edictos, todos los asuntos referidos a su territorio. Los impuestos eran recaudados por particulares, los publicanos, que se adjudicaban la autorización para el cobro.
Durante el gobierno de Augusto este sistema fue modificado, corrigiéndose una serie de abusos que provocaban el descontento de las provincias y el desprestigio de Roma. Se dividieron los territorios en provincias imperiales, las que necesitaban tropas permanentes bajo la directa administración del príncipe, y senatoriales, las que estaban a cargo del Senado. Se crearon los cargos de prefecto y procurador.

Para asegurar un trato justo y eficiente en materia judicial impuso como sistema la evocación al emperador, la apelación y la delegación de la jurisdicción a los funcionarios. En materia financiera, sustituyó el cobro de los impuestos por concesión por el de percepción directa. Los dineros recaudados se dividieron entre el erario, administrado por el Senado, y el fisco, administrado por el emperador.

4.2. De la austeridad al lujo
Hasta las guerras de conquista, la vida social de Roma se había desarrollado en forma pacífica. Existía una clase media rural que vivía del trabajo de sus chacras y en ella primaba un espíritu de orden y moderación. Más adelante, las largas luchas y el contacto con otros pueblos produjo grandes transformaciones. Los pequeños propietarios se arruinaron, porque la mayoría de ellos formaban parte del ejército y al regresar de las campañas, encontraban su campos devastados; habían perdido el gusto por el trabajo y no poseían recursos para pagar las deudas, por lo que se veían obligados a vender sus tierras. Las clases ricas se aprovecharon de esta situación adquiriendo las tierras a muy bajo precio. Para el trabajo, la mano de obra más importante era la de los esclavos, mientras que los hombres libres de Roma, aquellos que habían ayudado a conquistar el mundo, vagaban por la ciudad como una plebe miserable corrompida por el ocio.Junto a la clase senatorial o nobleza apareció el orden ecuestre, nuevos ricos dedicados a los grandes negocios, pero que al no tener ninguna participación política comenzó a exigirla contribuyendo así al caos que llevó al ocaso de Roma.
Las diferencias entre ricos y pobres se acentuaron. La riqueza creciente despertó el gusto por el lujo y los placeres, lo que se manifestó en la vestimenta, las casas, la educación, la comida, los espectáculos y las ciudades. Los romanos ricos, por ejemplo, vivían en la ciudad en suntuosas mansiones con gran número de habitaciones, grandes jardines adornados con estatuas de mármol y fuentes, con sistemas de acequias que aseguraban el suministro de agua y el saneamiento. En el campo y en la costa también construían residencias similares a las de la ciudad llamadas villas. Por el contrario los pobres vivían en casas colectivas de hasta seis pisos que carecían de patio y tenían habitaciones pequeñas en las que convivían varias personas pues los alquileres eran muy altos.
4.3. Roma, una metrópoli económica.
En los primeros tiempos la economía romana era muy sencilla. La mayor parte de la población desempeñaba las labores del campo. El comercio y la industria estaban poco desarrollados, limitándose a un pequeño intercambio con pueblos latinos, etruscos y griegos. La industria era más bien de tipo familiar, pues las costumbres eran austeras y como no existía el gusto por el lujo, en el propio hogar se fabricaba las ropas y enseres de uso personal y doméstico.

El Foro era el centro comercial de la época. Allí los mercaderes instalaban sus tiendas y los campesinos ofrecían los productos de sus tierras. Como sistema se utilizaba el trueque, estableciéndose como patrón de medida el ganado o pecus, principal riqueza de la época.

Más tarde, con las guerras de conquista, Roma se convirtió en la metrópoli económica del mundo, situación en la que se mantuvo hasta la crisis del Imperio.

Las guerras fueron el trampolín por el cual Roma saltó de una economía agraria a una economía mercantil. Surgieron gran cantidad de prestamistas y aseguradores de mercancías, verdaderos banqueros que a intereses de 30 o 40 por ciento incrementaron rápidamente su fortuna.

La Pax Romana, la ruta del Mediterráneo libre de piratas, la construcción de puertos y el magnífico trazado de vías o caminos dentro del imperio, permitieron el florecimiento del comercio en una escala desconocida hasta entonces.

La ciudad de Roma exportaba artículos de lujo, e importaba materias primas como metales, mármol, cereales, lana, aceite de oliva y vino. Sin embargo, a pesar de que el Imperio se autoabastecía, no constituía una economía cerrada. Del norte bárbaro obtenía esclavos, ámbar, pieles y otros productos. Azúcar y arroz de la India, damascos y duraznos de Irán.

El intenso intercambio comercial desarrollado entre todos los puntos del imperio, dió un fuerte impulso a la agricultura y la industria. Toda esta actividad tenía como centro la ciudad de Roma, y en ella era el Senado el órgano encargado de administrar los recursos financieros del Estado, contando con censores y cuestores para canalizar y distribuir los ingresos.

Existía la propiedad estatal, constituida por el ager publicus y las minas de sal, que en la época constituían una riqueza fundamental y, la propiedad privada, representada por el latifundio.

Tan floreciente economía requería de un patrón de medida. La primera monedad fue el As de cobre, y más tarde cuando se adoptó el patrón plata, el Denario pasó a ser la monedad nacional.

5. CULTURA ROMANA Y OBRA CIVILIZADORA DEL IMPERIO.
Los componentes fundamentales de la cultura romana tienen su origen en Grecia, de ahí el calificativo de civilización grecorromana.

Cuando Roma conquistó la Hélade adoptó la civilización de sus vencidos, imitó su literatura, la filosofía, la religión, el arte y las costumbres. Después, gracias a la conquista romana, se extendió una civilización común por todo el Mediterráneo. Pueblos de diverso origen y distinta lengua se mezclaron, y producto de la convivencia y del genio organizador romano, llegaron a constituir una sola nación.

5.1. Los focos de la romanización.
Los romanos trazaron carreteras de un extremo a otro del Imperio para facilitar el desplazamiento de las tropas y para mantener comunicado hasta el último rincón de su territorio. Por esas vías se podía transitar sin desasosiego y poner en contacto noticias y costumbres entre lugares muy distantes. Levantaron ciudades por todas partes. “Pequeñas Romas”, con edificios magníficos, teatros, templos, foros y termas. Para asegurar la paz y la tranquilidad fortificaron las fronteras y con la aplicación de las mismas leyes aseguraron a todos el orden y la justicia.

El conjunto de estos elementos llevó a todos los habitantes del Imperio, tan diversos en sus orígenes, a identificarse con la civilización romana. En los primeros tiempos se les impusieron todo tipo de exigencias y se les negaron todos los derechos, pero a partir de Augusto la situación comienza a revertirse en forma gradual, culminando en el 212 d. de C. con el emperador Caracalla, quien concede la ciudadanía romana a todos los hombres libres de Roma; así se podía decir con el mayor orgullo: Soy ciudadano romano.

5.2. Las expresiones de la cultura.
Las letras.

En los primeros tiempos, la literatura comprendía relatos de historias militares, elogios fúnebres, cantos satíricos y comedias, que muestran una marcada influencia griega como queda de manifiesto en las comedias de Plauto y Terencio, en las epopeyas de Ennio, en la oratoria de Cicerón y en los relatos históricos de César y Salustio.

Fue en la época imperial cuando el genio romano dio origen a sus obras más renombradas con poetas como Virgilio (La Eneida), Horacio (Odas) y Ovidio (Metamorfosis); e historiadores como Tito Livio, que en sus obras expresa la tradición romana y describe las virtudes y hazañas de la antigua Roma. Los siglos I y II de nuestra era están marcados por los grandes pensadores y escritores hispanos como Séneca, Marcial y Quintiliano, y los romanos Plinio el Joven, Tácito (Anales) y Suetonio (Vida de los Césares), así como Petronio y Apuleyo que cultivaron la novela.
Las artes.

Las artes tuvieron una clara influencia griega y etrusca, su difusión se vio favorecida por el desarrollo de la riqueza y el gusto por el lujo. En todas las ciudades del Imperio se levantaron monumentos y edificios soberbios, decorados con pinturas, mosaicos y relieves.

En arquitectura se produjeron realizaciones grandiosas. Elementos como el arco y la bóveda fueron adoptados de los etruscos, mientras que las columnas fueron un aporte griego.

La pintura se utilizaba, en los primeros tiempos, para decorar tumbas y templos y más tarde, el interior de las casas. Está marcada por un gran realismo, y los motivos principales son paisajes y relatos mitológicos e históricos.

La escultura, aunque más realista, muestra una marcada influencia griega. Notables son los bustos y estatuas de personajes famosos.
La Religión.

La religión desempeñaba un papel importante en la vida pública y privada. Nada podía hacerse al margen de la religión. El credo romano se dividía en dos ramas: el culto doméstico y el de los grandes dioses.

• El culto doméstico. Las familias o gens veneraban el alma de sus antepasados o manes, por lo que, en cada vivienda, había un altar con una llama siempre encendida. En ese mismo altar se ponían figuras de los genios protectores como por ejemplo penates o espíritu de la despensa y lares o espíritus del hogar. El encargado de oficiar este culto era el pater familia.

• El culto a los grandes dioses. Existía un politeísmo común a todos los ciudadanos. En un comienzo los dioses fueron representados en forma simbólica pero luego, a imitación de los griegos, los imaginaron con formas de hombres. Así también se implantó el culto de la Tríada Capitolina (Júpiter, Juno y Minerva) y otros dioses griegos, en torno a los cuales se instituyeron ceremonias como plegarias, libaciones, sacrificios, procesiones solemnes y juegos.

La adivinación constituía una práctica fundamental para los romanos, quienes antes de emprender cualquier acción consultaban a los augures, encargados de descifrar los designios de los dioses observando el vuelo de los pájaros o el apetito de los pollos sagrados.

La religión romana carecía de principios espirituales o morales. Estos fueron aportados por cultos procedentes de Oriente, como el de Isis y Osiris (Egipto), Mitra y Serapis (Persia) y Cibeles (Frigia). La particularidad más notable de los romanos en materia religiosa es la tolerancia mostrada para los cultos de los pueblos sometidos, exceptuando el Cristianismo, pues éste amenazaba en sus bases la estructura del Imperio. La persona de Augusto comenzó a adorarse durante el apogeo imperial . Se incluía su persona entre los dioses lares, llegando a la apoteosis o deificación de los emperadores después de la muerte.

5.3. Los legados de Roma
• El Derecho. Los romanos, como ningun otro pueblo de la antigüedad, fueron legisladores que dieron al mundo un sistema de leyes único, basado en la justicia y en la razón. Sus fuentes se encuentran en las normas consuetudinarias, en los mandatos de las distintas instituciones republicanas, en los edictos de los pretores, en las opiniones de los jurisconsultos y en el Derecho Imperial.

Los romanos distinguÍan entre el Derecho Público, que regulaba las relaciones entre el Estado y el ciudadano, el Derecho Privado que normaba las relaciones entre los ciudadanos y, el Derecho de Gentes que establecía las relaciones entre los distintos pueblos.

En un comienzo el Derecho Romano era un conjunto de sentencias, y al parecer el primer texto legal escrito fue la Ley de Las XII Tablas (siglo V a. de C.). Solo en el siglo VI d. de C., el emperador Justiniano ordenó su compilación y codificación, hecho que permitió que el Derecho Romano se convirtiera en una fuente del derecho del mundo contemporáneo
• La Lengua. El latín era la lengua oficial del gobierno y la administración, y se extendió por todo el Imperio. Durante la Edad Media fue la lengua oficial de los distintos Estados en que se dividió el Imperio Romano Occidental. Se convirtió en el idioma oficial de la Iglesia Católica y se mantuvo como la lengua culta hasta el siglo VIII. Idiomas como Castellano, Portugués, Francés, Italiano y Rumano, derivan de él.

FRANJA.

Binaria: Origen de Roma
1. Mapa: Regiones y pueblos de la Italia Antigua. FALTA REFERENCIA
2. Cronología de Roma
La Monarquía

753 a. de C.: Fundación de Roma.

509 a. de C.: Expulsión del último rey etrusco.
La República

509 a. de C.: Instalación de la República.

498 a 290 a. de C: Roma impone su dominio en la Península Itálica.

493 a 287 a. de C: Lucha de los plebeyos por conseguir la igualdad.

264 a 146 a. de C: Guerras Púnicas: destrucción de Cartago. Roma queda dueña del Mediterráneo.

133 a 71 a. de C.: Guerras civiles: movimiento reformador de los Graco; dictatura de Sila; rebelión de los esclavos (Espartaco).

60 a. de C.: Primer Triunvirato: César,Pompeyo y Craso.

44 a. de C.: Asesinato de César: término de su dictadura.

43 a. de C.: Segundo Triunvirato: Antonio, Lépido y Octavio.
El Imperio.

27 a.de C. 14 de C.: Principado de Octavio que da inicio al Imperio. Siglo de Augusto: edad de oro del arte y las letras.

14 d. de C.: Tiberio asume como emperador.

64 d. de C.: Incendio de Roma. Primera persecución de los cristianos.

79 d. de C.: Erupción del Vesubio. Pompeya y Herculano son sepultadas bajo la lava.

98 d. de C.: Trajano asume como emperador: Máxima extensión.del Imperio.

212 d. de C.: Caracalla extiende la ciudadanía a todos los habitantes del Imperio.

235 a 285 d. de C.: Anarquía militar. Se suceden una serie de emperadores.

285 d. de C.: El Dominado: Diocleciano instaura la Tetrarquía.

313 d. de C.: Edicto de Milán: Constantino proclama la tolerancia religiosa.

330 d. de C.: Traslado de la capital imperial a Oriente: fundación de Constantinopla.

392 de. de C.: Teodosio declara al Cristianismo Religión Oficial.

395 d. de C.: División del Imperio en Occidente y Oriente

476 d. de C.: Caída del Imperio Romano de Occidente: Rómulo Augústulo es depuesto por Odoacro, rey de los hérulos
3. Mapa sitio de Roma (en Santillana, Argentina pag. 94).

4. Loba capitolina (en Santillana, Argentina pag. 94).
* Por espacio puede ser la 3 ó 4.

Binaria: De la República al Imperio
1. Esquema o cuadro de:

Principales logros plebeyos

• 451 a. de. C.: Ley de las XII tablas.

• 445 a. de C.: Ley de matrimonios mixtos.

• 443 a. de C.: Los plebeyos tienen acceso al tribunado militar.

• 367 a. de C.: Uno de los 2 cónsules sería plebeyo.

• 336 a. de C.: Acceso de los plebeyos a todas las magistraturas.

• 300 a. de C.: Los plebeyos pueden llegar al orden sacerdotal.

• 287 a. de C.: Los acuerdos de la plebe adquieren fuerza de ley.
2. Mapa: La expansión romana en la península itálica. (En Santillana, Argentina, pag. 100).

3. Mapa: “La conquista del mediterráneo: 264 a 30 a. de C. (En Santillana Chile, pag. 61; reducir tamaño)

4. Esquema organización política durante la república. (en hoja adicional) NO ESTA ENTREGADO.

5. Foto plato decorado, siglo III a. de C. (En Santiago, Argentina pag. 101).
Binaria: Apogeo y decadencia.

1. Foto de Octavio (En Santillana, Argentina, pág. 111, u otra mejor).

2. Foto legionarios romanos (Culturas clásicas, pág. 51).

3. Mapa del Imperio dividido. FALTA REFERENCIA.
Binaria: administración, sociedad y economía.

1. Foto de una casa romana en que se aprecia el lujo. (Podría ser la “Casa de Fauno” en Pompeya).FALTA REFERENCIA

2. Foto de monedas romanas.FALTA REFERENCIA

3. Foto de esclavos trabajando.FALTA REFERENCIA

4. Foto del foro.FALTA REFERENCIA

5. Mapa económico del Imperio Romano (En Santillana, España. Historia de las civilizaciones y el arte).
* Este mapa por tamaño no puede ir en franja, sino al final de texto sobre la economía.
Binaria: Cultura romana y obra civilizadora del Imperio.

1. Foto vías romanas (En Santillana, Argentina, pág. 112).

2. Foto del emperador Caracalla.FALTA REFERENCIA

3. Cuadro de dioses romanos.

Dioses Romanos
• Júpiter (Zeus)Dios del Cielo y del Mundo.

• Minerva (Atenea)Diosa de la Sabiduría y de las Artes.

• Neptuno (Poseidón)Dios del mar.

• Saturno (Cronos)Dios del Tiempo y de las Cosechas.

• Vulcano (Hefestos)Dios del Fuego y la Metalurgia.

• Ceres (Démeter)Diosa de la Agricultura.

• Marte (Ares)Dios de la Guerra.

• Diana (Artemisa)Diosa de los Bosques y la Caza.

• Mercurio (Hermes)Dios del Comercio.

• Plutón (Hades) Dios de los Infiernos.

• Baco (Dionisos) Dios del vino.
4. Escultura de Agripina sentada.(En historia del arte y las civilizaciones, 1978, pag. 103).

5. Mosaico pompeyano (En Historia del arte y ..., pág. 104).


UNIDAD 5: LA LABOR CIVILIZADORA DE ROMA Desarrollo
LA ROMA MONUMENTAL
La Arquitectura

Es la manifestación artística en la que más sobresalieron los romanos. Heredada en sus formas de los etruscos (arco y bóveda) y los griegos (columnas y frontones), encuentra en los términos grandiosa, monumental y práctica, sus mejores calificativos.

Todas sus construcciones: puentes, acueductos, edificios públicos, templos y anfiteatros, son un verdadero símbolo de la grandeza material de esta civilización.
La solidez en la construcción

Aunque el “muro cementicio” era conocido por los griegos, fueron los romanos los primeros en utilizarlo en las grandes construcciones. Una mezcla de arena, piedras, cemento y agua era colocada dentro de estructuras de madera hasta que se secaba. Se lograban así paredes gruesas y sólidas sobre las que se apoyaban cúpulas y bóvedas construidas en forma similar.

El edificio del Panteón en Roma, es un ejemplo de este tipo de construcción.
(Foto: Panteón con pie) FALTA REFERENCIA.
Los anfiteatros

Fueron creación de los romanos, y su origen se remonta a la época de Julio César. De planta elíptica, corresponde en realidad a un doble teatro.En ellos se realizaba el espectáculo favorito de los romanos: las luchas de gladiadores y luchas con fieras. Constaban de graderías para el público y una enorme pista: la arena, donde se realizaban los espectáculos.

Los anfiteatros estaban dotados de redes de cañerías subterráneas que permitían inundar la pista para la representación de batallas navales o naumaquías. Para proteger a los espectadores de las inclemencias del tiempo, se utilizaba un complicado sistema por medio del cual extendía un gigantesco toldo o velario.

Las fieras eran albergadas en los subterráneos y para llevar las jaulas al nivel de la pista funcionaba un sistema de ascensores.

El Coliseo es el más extraordinario de los anfiteatros romanos.
(Foto: Coliseo) FALTA REFERENCIA
La higiene y el esparcimiento

Las termas eran grandes edificios de carácter público con aposentos para baños fríos o frigidarium, baños templados o tepidarium , y calientes o caldarium, además de amplios lugares de entretenimiento como las bibliotecas,las salas de reunión, jardines, sitios para hacer deportes y salas de juegos.

La jornada termal comenzaba en el sudarium (sala a alta temperatura para provocar la transpiración). De ahí se pasaba al caldarium, al tepidarium y al frigidarium en forma sucesiva. Terminado el circuito los romanos se hacían dar masajes y se frotaban el cuerpo con aceites y perfumes. Las termas más grandes, suntuosas y magníficas, son las de Caracalla.
(Foto: Termas de Caracalla) FALTA REFERENCIA
Los monumentos conmemorativos

Eran construcciones realizadas con el fin de perpetuar los éxitos de Roma y sus generales ilustres. Entre ellos destacan los arcos de triunfo, destinados a rememorar las hazañas de los grandes generales y gobernantes. Combinan la arquitectura y la escultura, pues la superficie del arco era decorada con una serie de relieves que proporcionan datos de los acontecimientos, las costumbres, los armamentos, etc. Las columnas cumplían el mismo objetivo que los arcos, pero además solían usarse para guardar los restos de los emperadores. La columna Trajana es un espléndida muestra.
(Foto: Arco de Tito) FALTA REFERENCIA
La ingeniería y el arte

Puentes, acueductos y vías son magníficas muestras del genio romano que supo unir de forma magistral el arte y la ingeniería. Todas ellas fueron instrumentos del gobierno y la administración, sirviendo también para hacer más grata la vida del ciudadano. Sus arcadas superpuestas, su solidez y sobriedad todavía se mantienen en las tierras que fueran parte de Roma como un símbolo de la acción civilizadora del Imperio.
(Foto: Acueducto de Segovia)FALTA REFERENCIA


TALLER

1. ¿Es justo para Roma el calificativo de monumental? ¿Por qué?

2. Identifica en cada monumento mostrado los elementos de origen griego o etrusco.

3. Observando los monumentos arquitectónicos indica en qué radica la originalidad de Roma.`

4. ¿Qué funciones cumplía cada uno de los monumentos que aparecen en las fotos?

5. ¿Qué importancia tenían en la vida de los romanos los coliseos y las termas?

UNIDAD 5: LA LABOR CIVILIZADORA DE ROMA Desarrollo

LA MUJER EN EL MUNDO CLÁSICO
Una vida secreta y limitada

Con pequeñas diferencias, tanto en Grecia como en Roma la mujer ocupaba un lugar secundario. En Grecia aparece celosamente recluida en el Gineceo, recinto exclusivo del hogar para la mujer y sus esclavas, y en Roma se la relegaba al hogar.

De tal manera es riguroso este rol de las mujeres, que los historiadores griegos, prácticamente no hablan de ellas, pues consideran que su integración social amenaza el orden de las ciudades, y los romanos solo las tienen en cuenta si son herederas.
(Foto: Gineceo)
Los derechos de la mujer en Grecia

En Atenas, polis modelo de la civilización griega, la mujer carecía de derechos políticos y jurídicos; y su situación era similar a la de un esclavo. De niña crecía recluida en la casa y lejos de la mirada de los hombres. Su instrucción, siempre a cargo de una mujer, le aportaba el conocimiento “propio de su sexo”, es decir, cocinar, bordar, tejer la lana y tocar un instrumento. Casada a corta edad por decisión de su dueño (padre, hermano o tutor) solo podía salir de casa en acontecimientos de índole familiar o religioso. No podía asistir a los juegos públicos ni a ningún espectáculo, salvo las representaciones teatrales consideradas como actos religiosos. La vida social le estaba totalmente vedada y cuando el marido invitaba a sus amigos a la casa, la mujer no podía presentarse en la sala del banquete, y mucho menos acompañar a su esposo cuando él era el invitado.
Una excepción a la norma

Las mujeres espartanas eran las únicas de toda la Hélade que gozaban de libertad pues el sistema educativo de esta polis fomentaba la formación de ciudadanos sanos, robustos y de gran coraje sin distinción de sexo. Las muchachas practicaban ejercicios gimnásticos igual que los varones, participaban en los Juegos Olímpicos y en todas las fiestas públicas donde mostraban libremente sus destrezas. Una vez casada se encargaba del gobierno de su casa pero sin quedar recluida en ella.

La mujer espartana era respetada por su energía y abnegación. El amor maternal era pospuesto por el amor a la patria.

Cuenta Plutarco que una madre espartana sale al encuentro del ejército en busca de noticias sobre la guerra; alguien le dice que sus cinco hijos han muerto en el combate...

–No te pregunto eso, replica. ¿Han vencido los espartanos?

–¡Sí!

–Entonces demos gracias a los dioses.
Respecto al rol de la mujer, Plutarco también cuenta:

–Vosotras las espartanas –decía una extranjera a la mujer de Leonisas–, sois las únicas mujeres del mundo que mandan a los hombres.

–Porque nosotras –replicó ella– somos las únicas que sabemos formar hombres.

Plutarco, Vidas Paralelas.
La eterna menor

Esta frase ilustra muy bien el carácter que los romanos daban a la mujer, la que siendo soltera dependía incondicionalmente de su padre; casada, pasaba a depender de su esposo y viuda, de su hijo mayor. Sin embargo, su inferioridad jurídica era recompensada con el afecto y respeto de que gozaba en el hogar, donde ejercía gran influencia, compartiendo con el esposo la autoridad sobre los hijos y los sirvientes.

Disfrutaba además de gran consideración social, intervenía en las fiestas públicas donde, en ocasiones, participaba como luchadora, pugilista o corredora, así como en reuniones y banquetes, en los que en los primeros tiempos de la República debía permanecer sentada y no beber vino puro, sino una mezcla con miel llamada mulsum.
(Foto: banquete)
Safo: la poetisa de Lesbos

En una época en que la mujer estaba relegada a un segundo plano descolló Safo, la décima musa, como la llamaron los griegos. Gran poetisa, supo convertir como ninguno de sus contemporáneos el sentimiento puro en expresión. Con Safo la poesía llegó a una profundidad espiritual incomparable en la que las experiencias íntimas son descritas sin idealismo, ausentes de melancolía y con una simplicidad semejante a la de las canciones populares. Sin embargo, no solo destacó por su obra poética; ella fundó en Mitilene, capital de Lesbos, una escuela de poesía para muchachas, en la que las jóvenes, después de dejar el seno materno, quedaban bajo su protección “consagradas a la belleza”, es decir, eran educadas en danzas, juegos, cantos y poesía, hasta que la vida matrimonial las llevaba a seguir al hombre que las había pedido.
XVI

No es justo; la tristeza

lejos, lejos se vaya;

¿Para qué las tristezas

en la apacible estancia

da los canoras musas,

que alegres himnos cantan?

Inútiles tristezas,

ni convienen, ni agradan...
XXIV

Tú la estación florida,

canora Filomena,

anuncias a los hombres

en la frondosa selva.
XXV

Con sus calzados de oro

sale la aurora bella,

las atezadas sombras

al hondo más ahuyenta.
XXVII

Descended, dulces musas,

venid, suaves gracias;

las de rosados brazos,

vos, Pierias bien trenzadas:

Ea, divina lira,

tus dulces voces alza.
Safo, en Poetas líricos griegos.
Taller:

1. ¿A qué atribuirías las diferencias entre una mujer espartana y una ateniense?

2. ¿Qué preparación recibían las mujeres de Lesbos?

3. ¿Cómo explicarías la frase “eterna menor” con que se define a la mujer romana?

4. ¿Conoces alguna sociedad o cultura que considere a sus mujeres en la actualidad como en Roma?

ACTIVIDADES
I. COMPRENSION DE LA UNIDAD.
1. Define los siguientes conceptos:

• Monarquía

• República

• Imperio

• Principado

• Dominado

• Romanización
2. ¿Quiénes eran los etruscos y qué papel desempeñaron en la historia de Roma?
3. ¿Qué importancia tuvieron las luchas por la igualdad?
4. ¿Qué repercusiones sociales y económicas tuvo la abundancia de esclavos en el mundo romano?
5. ¿Qué beneficios trajo a Roma su política divide et impera?
6. Explica en qué elementos se fundamenta la grandeza de Roma.
7. ¿De qué medios se sirvieron los romanos para asentar su dominio?
8. Cuadros comparativos.

a). Copia en tu cuaderno el esquema del siguiente cuadro y complétalo:
Años Estructura Estructura Características

política social generales

Monarquía

República

Imperio
b). Después de haber estudiado el arte griego y romano, diseña un cuadro en el que se muestren sus características, semejanzas y diferencias.

II. ENTENDER LA HISTORIA
1. En el devenir histórico todos los hechos son en sí mismos consecuencia y causa, sin que jamás podamos separar esta dualidad histórica.

Siguiendo el ejemplo que te daremos a continuación, identifica en la evolución romana dos hechos que grafiquen esta situación, explicando cómo operan en uno y otro sentido la causalidad y la consecuencia.

Por ejemplo: la revolución del año 509 a. de C. es una reacción al sistema tiránico impuesto por el último rey etrusco, y a la vez es causa de la instauración del sistema republicano.
2. Averigua con un jurista qué influencia ha tenido el Derecho Romano en la legislación chilena.
III. CRONOLOGIA

Elabora una línea de tiempo en la que establezcas los períodos de la historia romana con los aspectos más importantes incluyendo el cristianismo.
IV. TRABAJO CON MAPA.

1. Observa y analiza el mapa económico del Imperio.

• ¿Hacia dónde confluyen las principales rutas comerciales? ¿Por qué?

• ¿Qué regiones aportaban a Roma cereales, metales, aceite, textiles y vinos?

• ¿Qué productos enviaba Roma a sus provincias? ¿Por qué?
2. Observa y analiza el mapa de la Extensión del Imperio.

• ¿Qué países actuales se ubican en los antiguos territorios del Imperio?

• Los romanos llamaban al Mediterráneo mare nostrum. ¿Encuentras justificada esta afirmación? ¿Por qué?
V. TRABAJO CON COMICS.

Busca una revista o un programa de caricaturas animadas en televisión de Asterix y desarrolla lo siguiente:

• Describe brevemente el tema central de la historieta.

• ¿Cuál es la visión que tienen los galos de los romanos?

• ¿Cuál es la condición de los galos dentro del Imperio Romano?

• Describe algunos elementos de la cultura y la sociedad gala que aparezcan en la historieta.
Noticiero:(UBICAR DONDE CORRESPONDE)

Redacta 4 noticias que hagan referencia a hechos producidos durante las distintas etapas de la historia de Roma.
VI. TRABAJO CON DOCUMENTOS
1. La sucesión imperial

La monarquía de Augusto fué fruto de la victoria en una guerra civil; un extremo cuidado en el mantenimiento de las formas constitucionales y en el comportamiento personal, destinado a satisfacer tanto a las tradiciones republicanas como las susceptibilidades personales del Senado, la consolidaron y perpetuaron. (...) La sucesión era lo más complicado. La posición constitucional trazada para el emperador se construyó con poderes derivados de los ejercidos por los magistrados senatoriales (...). Estos poderes y títulos eran, sin embargo, personales. Para designar a su sucesor, el emperador podía lograr que este recibiera por votación ciertos poderes parecidos.

(...) La historia del trono imperial es una historia de dinastías, algunas de larga vida, otras abortadas. Ningún emperador que tuviese un hijo vivo fué sucedido nunca pacíficamente por otro. Para poner de relieve la importancia del principio dinástico basta señalar el hecho de que, cuando un emperador no tenía hijos, designaba a su sucesor precisamente adoptándolo (...)

La descendencia familiar, natural o adoptiva, constituyó así la base de la continuidad.

Fergos Millar: El imperio romano y sus pueblos limítrofes
a. ¿En qué se fundamentaba el poder de Augusto?

b. ¿Qué significa que el poder y el título del emperador sea personal?

c. ¿Qué sistema idearon los romanos para asegurar la continuidad?, ¿en qué consistía?
2: Decadencia de la República

Pero una vez que merced a su actividad y a la justicia, la república engrandecida venció en la guerra a poderosos reyes, subyugó por la fuerza a feroces pueblos y naciones importantes, destruyó en sus raíces mismas a Cartago, rival del imperio romano, y se le abrieron sin excepción los mares y las tierras, comenzó la fortuna a mostrarse hostil y a trastornarlo todo.

Los mismos que de grado habían hecho frente a trabajos, peligros y situaciones difíciles y de dudoso éxito, vinieron a considerar como miserable carga reposo y riquezas deseables en cualquier otra circunstancia.

Creció primero en consecuencia, la ambición del dinero y luego la del mando, alimento por así decirlo, de todas las malas acciones.

La avaricia, en efecto, vino a subvertir la lealtad, la honradez y demás virtudes, introduciendo en su lugar soberbia, crueldad, indiferencia religiosa, y venalidad en todo lo existente.

La ambición arastró a muchos hombres a hacerse mentirosos, a tener una cosa reservada en el pecho; y otra pronta en los labios, a medir amistades y enemistades, no conforme al mérito real, sino por interés, y a mostrar un rostro más recomendable que el corazón.

Tales vicios fueron creciendo poco a poco en un principio, y se intentó a veces castigarlos; pero una vez que su contagio se propagó a modo de epidemia, cambióse del todo la ciudad, y su gobierno se convirtió, del más justo y mejor, en cruel e insufrible.
Cayo Salustio Cripo: Conjuración de Catilina. Ed. UAM. México. 1944
a. ¿Cuál es según el autor el motivo central que llevó a la República a la decadencia?

b. ¿En qué ámbitos se manifiesta la transformación de la República?

c. Teniendo en cuenta la lectura del trozo, ¿crees tú que las virtudes morales son indispensables para la conducción de un buen gobierno?, ¿por qué?

d. Analiza la frase: La ambición arrastró a muchos hombres a hacerse mentirosos, a tener una cosa reservada en el pecho, y otra pronta en los labios ¿A qué se refiere?

e. ¿Qué otros casos similares a los de Roma puedes encontrar en la historia?
3 La educación romana
Con respecto al niño que ha adquirido facilidad en la lectura y la escritura, el paso siguiente es recibir instrucción de los gramáticos. Carece de importancia el hecho de que yo hable del gramático griego o latino, aunque me inclino a pensar que el griego debería tener la preponderancia. Los dos tienen el mismo método. Esa ciencia, pues, dividida como está, muy compendiosamente, en dos partes, el arte de hablar correctamente y la ilustración de los poetas esconde más en su interior de lo que muestra en su superficie.

Pues no solo el arte de escribir se combina con el de hablar, sino que la lectura correcta precede a la ilustración, y a todo esto se agrega la práctica del juicio […]

No es tampoco suficiente haber leído solamente a los poetas. Deben estudiarse toda clase de escritores, no simplemente por el contenido, sino por las palabras, que a menudo derivan su autoridad de los autores. Ni será completa la gramática sin conocimientos de música, puesto que el gramático debe hablar de metros y ritmos; ni podrá entender a los poetas si ignora la astronomía.
Quintiliano: De institutione Oratoria.
FOTO. Hist 1 Santillana Argentino pag 106
a. ¿Cuáles eran las disciplinas más importantes en la enseñanza según el autor?

b. Identifica los fines de la educación que plantea Quintiliano.

Derechos Humanos
http://www.un.org/spanish/hr/

Página del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, donde encontrará la Declaración Universal de los Derechos Humanos e instrumentos internacionales para su cumplimiento.
http://www.derechos.org/esp.html

Página de una ONG dedicada al respeto de los Derechos Humanos en el mundo y conflictos dónde se han transgredido.

http://www.derechos.net/links/esp/

Página en la que encontrarás los lincks más importantes relativos a instituciones y programas de promoción de los Derechos Humanos.
Población en el mundo
http://www.eumed.net/cursecon/2/evolucion.htm

Página que trata del desarrollo de la población mundial, con proyecciones e información en gráficos.
http://www.unfpa.org/swp/2000/espanol/

Estado de la población mundial del 2000, de la UNFPA.
Totalitarismo
http://www.xtec.es/~xripoll/artetot0.htm

Página que muestra el arte bajo el totalitarismo y su influjo en la cultura de su época.
http://www.iespana.es/jocana59/enlaces/fascinazismo.htm

Sitio con diversos links relativos al ascenso del totalitarismo en Europa.
Globalización
http://www.el-mundo.es/especiales/2001/07/sociedad/globalizacion/globalizacion.html

Página que presenta definiciones de globalización y sus consecuencias culturales.
http://nogal.mentor.mec.es/~lbag0000/html/global1.HTM

Lincks respecto de globalización y comunicaciones.

Superación de la pobreza
http://www.icrc.org/spa

Página de las Cruz Roja en el ámbito de la asistencia internacional.
http://www.msf.es/

Página de la ONG Médicos Sin Fronteras, que muestra las diversas acciones humanitarias que desarrolla en la actualidad.

http://www.rlc.fao.org/

Sitio que muestra las políticas propuestas para América Latina y el Caribe por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación FAO. Para la superación de la pobreza.


1


2 Fernández, Antonio. Historia del mundo contemporáneo. Editorial Vicen-Vives, 2ª impresión, España, 1995. Pág 330.

33. Historia del siglo XX. Op. Cit. Pág. 70

4 Fernández. Op. Cit. Pág 332.

5 Ibidem. Pág 334.

6 Historia del siglo XX. Op. Cit. Pág 55.

7 Ibidem. Pág. 64.

8 Los contenidos en la Reforma. Enseñanza y aprendizaje de conceptos, procedimientos y actitudes. César Coll, Juan Ignacio Pozo, Bernabé sarabia y Eric Valls. Serie Aula XXI. Santillana. Santiago, Chile, 1994. Pág. 22.
1   ...   75   76   77   78   79   80   81   82   83

similar:

Bibliografía Historia Política iconBibliografía Historia

Bibliografía Historia Política iconBibliografía historia de méxico

Bibliografía Historia Política iconBibliografía de la Historia de la Iglesia en México

Bibliografía Historia Política iconManual de Historia. (ver bibliografía sugerida)

Bibliografía Historia Política iconBibliografía: constitucion politica de los estados unidos mexicanos....

Bibliografía Historia Política iconBiblioteca de Historia Política -dossier

Bibliografía Historia Política iconLa historia es la politica del pasado…

Bibliografía Historia Política iconLa historia es la politica del pasado…

Bibliografía Historia Política iconTextos de la historia politica republicana. Serie I

Bibliografía Historia Política iconHistoria social y política de la educación argentina






© 2015
contactos
ley.exam-10.com