Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928






descargar 1.33 Mb.
títuloRevista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928
página3/26
fecha de publicación25.03.2017
tamaño1.33 Mb.
tipoDocumentos
ley.exam-10.com > Documentos > Documentos
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   26

Articulación de las redes sociales en situación de desastre

Una situación de desastre supone una alteración de la normalidad, por cuanto implica una ruptura abrupta de los canales de comunicación: no obstante, esta situación anómala, deja de manifiesto la composición del tejido social y su capacidad para recrearse dentro de la adversidad. Asimismo, pone a prueba a las instituciones sociales, las estructuras del Estado y su capacidad de reacción. Por lo tanto, cada vez que se manifiesta una situación de crisis, producto de una catástrofe natural o de otro tipo, podemos medir el nivel de reorganización que posee una sociedad en su conjunto. En este sentido debemos diferenciar dos momentos que se viven en un sólo acto, pero que analíticamente constituyen dos procesos que es necesario diferenciar:

Proceso expansivo y de contención: Es un instante donde hay grandes niveles de entropía y dispersión, donde las organizaciones sociales deben ser capaces de soportar la situación de emergencia.

Proceso de contracción y reacción: En esta etapa se mide la capacidad para reorganizar la sociedad para superar el evento, rearticulando los canales de información y comunicación. Esa etapa es crítica en sus primeras horas y pone a prueba los planes de contingencia. Si no hay planes predefinidos, los resultados pueden ser más peligrosos que la catástrofe misma.

Si observamos éstas dos etapas, podemos advertir que el proceso comunicativo es vital, donde la conformación de redes sociales es fundamental para afrontar las crisis. Visto de otro modo, la etapa de contracción y reacción, constituye una resocialización especial, que requiere de un sustrato comunitario sólido y un tejido social con alto niveles de adaptación. Por lo tanto, las iniciativas deben ir dirigidas a potenciar las redes sociales desde un ámbito local hasta llegar a lo regional y nacional. Sin embargo, lo que se observa, es una preeminencia de los aspectos tecnológicos por sobre los estratégicos, lo cual produce una visión errada en cómo enfrentar, evaluar y superar una crisis de este tipo.

Para estudiar las nuevas tecnologías de la información, nos encontramos siempre con el mismo problema, la conceptualización de los diferentes fenómenos, en este caso, el concepto de “redes sociales”. Un sin número de plataformas constituyen estas comunidades virtuales, conformadas por personas de las más diversas regiones del país y el mundo, se han transformado en el espacio favorito para opinar, vender, protestar y plantear todo tipo de inquietudes. Esto en sí mismo no es malo, por cuanto es una canal de libre expresión que permite conocer la opinión de muchas personas. No obstante, en el caso de las catástrofes han pasado a ser un arma de doble filo, toda vez que al ser un medio donde muchas veces las personas se amparan en el anonimato, donde la teoría del rumor se convierte en el aspecto más negativo y difícil de controlar. Este último aspecto afecta a la credibilidad de estas redes en situaciones donde está en riesgo la seguridad y la vida de las personas

Unido a lo anterior, otra de las deficiencias de estas comunidades virtuales es que son absolutamente dependientes de amplias redes de energía y de soportes informáticos, lo cual constituye una limitación crítica, toda vez que estos sistemas son los primeros en colapsar en situaciones de catástrofe. En otras palabras, se produce una paradoja, por cuanto las supuestas ventajas tecnológicas de internet, son inútiles cuando la energía simplemente no existe.

Podemos observar que las limitaciones de las nuevas tecnologías de la información se pueden constatar en cuanto a diseño comunicacional y soporte tecnológico.

En Chile la experiencia ha señalado que no se puede confiar en la información centralizada producida durante un evento catastrófico, lo cual ha llevado a muchas personas a diseñar estrategias propias para enfrentar una emergencia. Las deficiencias técnicas de los organismos estatales y su falta de coordinación son el mejor ejemplo de que la comunicación es un proceso complejo que requiere un trabajo detallado con la comunidad, con el objetivo de elaborar las mejores políticas para configurar una estrategia de alerta, alarma y rearticulación de las redes sociales. En este proceso no pueden excluirse las tecnologías, pero deben ser consideradas dentro de un diseño más global y que defina de forma apropiada el papel que tienen los recursos y dispositivos. La idea es desarrollar una estructuración social integral y sólida, que sea capaz de resistir los embates de una emergencia a gran escala, con capacidad de mantener la interacción social de los habitantes, mitigar los efectos destructivos de un evento y organizar las medidas posteriores a una catástrofe.

Conclusiones

Brevemente hemos querido enfatizar las características comunicacionales, sociales y simbólicas que tienen las situaciones de desastre. La heterogeneidad plantea desafíos y oportunidades en la conformación de redes interculturales para afrontar futuras emergencias. Valorar los diferentes circuitos de información, son la propuesta central de este trabajo, en cuanto a conformar un sistema de enlace de las diferentes realidades, respetando las peculiaridades de los diferentes actores y grupos sociales, pero estableciendo cierta homogeneidad para utilizar un código común. Para fundamentar este propuesta, es importante retomar la idea de “Los dominios de supervivencia”, elaborada por Lozano, Gaitán y Piñuel, con el cual conciben espacios de control cognitivo, de acuerdo a las experiencias vitales y capacidades que diferentes grupos tienen sobre su entorno más inmediato.

La supervivencia, en este sentido, es una costosa recompensa de experiencia y de vida para quienes no sólo se enfrentan a una mortal contingencia sino que, sobre todo, la superan con vida. El paso dado habilita a los seres supervivientes a desarrollar nuevas capacidades y aptitudes para continuar viviendo y, sobre todo, para continuar enfrentándose a otros avatares del entorno.” (C.Lozano, J.Gaitán y J. Piñuel: 2007)

En necesario producir campos de experiencia que se ubican de forma geográfica y también de manera social. Las capacidades de cada comunidad deben estar orientadas a resolver los problemas que su entorno exige y en concomitancia con otros grupos y realidades, conformando nodos que también sean vinculantes con otros grupos y otras capacidades.

El desafío es producir un modelo de comunicación en instancias críticas, con las diferencias y particularidades, otorgando autonomía en el desarrollo de las estrategias de emergencia. Los servicios de seguridad, rescate y otras funciones, se encuentran centralizadas en grandes ciudades y con equipamiento que no siempre es el más apropiado a cada situación y a las características del terreno.

Las amenazas y los riesgos asociados a las quiebras del acontecer se perciben de forma distinta dependiendo de los márgenes entre los cuales sitúa el sujeto sus previsiones. Si los márgenes son extremos, desaparece la percepción de amenazas o de riesgos asociados a las quiebras del acontecer; si el sujeto se sitúa en un margen intermedio de previsión, las quiebras del acontecer se perciben como amenazas o como riesgos a los que el sujeto se enfrenta.” (C.Lozano, J.Gaitán y J. Piñuel: 2007).

La construcción de indicadores de riesgo y alertas temprana, deben ser contextuales, de acuerdo a cada territorio y su historia. De este modo, para analizar el espacio de manera individual es necesario recurrir a algunos instrumentos que nos proporciona la metodología cualitativa, que tanto buenos resultados ha dado en la Antropología, como son:

1.- Biografías y relatos de la tradición oral.

2.- La observación participante.

3.- Análisis de testimonios documentales (diarios, fotografías, material audiovisual.

La aplicación de estos instrumentos y técnicas, deben estar enfocadas a quienes desarrollan actividades que involucran el contacto con la naturaleza y el entorno. Es así como un objetivo es escuchar lo que dicen los pescadores, campesinos, mineros, etnias y todo aquellos que pueden entregarnos una perspectiva más allá de las grandes ciudades y pueblos.

Por otro lado, también es importante conocer el relato de aquellos que siempre se han movido en las periferias geográficas y sociales. Ellos han acumulado una rica experiencia en encontrar lo que se necesita en situaciones de subsistencia, siendo las personas que mejor conocen el territorio urbano más olvidado. Debemos recordar que las emergencias nos llevan a los márgenes de la subsistencia, donde cualquier conocimiento es útil a la hora de asegurar la vida de las personas.

La supervivencia es un estado que se logra utilizando todas las experiencias que nos entrega la sociedad, considerando el conocimiento científico pero también las fuentes que están más allá de lo oficial. De hecho, en los últimos desastres existen serias dudas sobre la eficiencia de los sistemas de seguridad estatales y centralizados. Las personas tienen más confianzas en sus instintos y en las observaciones que realizan de manera personal. Esto nos debe llevar a reflexionar sobre las políticas para la seguridad de las comunidades y planes de emergencias. La planificación realizada desde una oficina muy bien equipada, por lo general nunca encaja con la realidad y los porfiados hechos siempre superan cualquier tipo de organización que es elaborada de manera vertical.

BIBLIOGRAFIA

Aguirre Baztán

:

Etnografía. Tiempo, fuente y transmisión.

1997, Editores Alfa- Omega, México.

Beck, Ulrich

:

La Sociedad del Riesgo. Hacia una Nueva Modernidad.

1998, Paidos, Barcelona.

Canclini, García

:

Culturas Híbridas y Estrategias Comunicaciónales.

Estudios Sobre las Culturas Contemporáneas, 1997, México.

Fernández, Gabriela

:

Mediación Comunitaria, Habitar Efímero y Diversidad Cultural. 2008.

Revista Polis Nº 020, de la Universidad Bolivariana de Chile, 2008.

Hughes, Thomas

:

El impulso tecnológico", Historia y Determinismo tecnológico,

Alianza Editorial, Madrid, 1994.

Lozano Carlos, Gaitán Juan y Piñuel José.

:

Incertidumbre y comunicación. Dominios de supervivencia y

estructuración del acontecer. Universidad Rey Juan Carlos, Madrid.

(2007)

Louise, K. Comfort

:

La crisis como oportunidad: el diseño de redes de acción organizativa

en situaciones de desastre, Consecuencias Psicosociales de los

Desastres:La Experiencia Latinoamericana (OTHERS - OTROS, 1989).

McLuhan Marshall y Powers B.R.




La Aldea Global. Editorial Gedisa, Barcelona 1993.

Mileti, Denis y Sorensen, John

:

La eficacia de los sistemas de alarma en América Latina,

Consecuencias Psicosociales de los Desastres:

La Experiencia Latinoamericana (OTHERS - OTROS, 1989).


Sorensen, John

:

Sistema de alarma y respuesta a las advertencias del público,

Senior Research, Oak Ridege National Laboratory.Documento

preparado para el taller "Aspectos Socioeconómicos del

desastre en América Latina",San José, Costa Rica, 1993.

Poder y saber. Legitimidad de la prisión en foucault. Sociedades disciplinarias y de control

Power and know. Legitimacy of the prison in foucault. Discipline and control societies

Fernán Rioseco Pinochet



Resumen

El artículo se propone analizar las nociones de poder y saber en la filosofía de P. Michel Foucault, entroncándolas con las de sociedades disciplinarias y de control, sobre la base de las conferencias que en 1973 dio en la Universidad de Rio de Janeiro. La idea central es comprender cómo la prisión pudo transformase en la sanción penal por excelencia en los sistemas jurídico-penales de occidente, no por razones dogmáticas y propias de la ciencia penal, sino debido a sus beneficios extrapenales para la corrección y disciplina de los individuos, es decir, entendida no como un sistema de castigo, sino de control social.

Palabras clave: poder, saber, prisión, sociedades disciplinarias y de control.

Abstract

This paper proposes an analysis on the notions power and know in the P. Michel Foucault philosophy, connecting it with discipline and control societies, based on conferences he given in 1973 in the University of Rio de Janeiro. The central idea is understand how the prison could become in the ultimate criminal sanction in criminal-legal systems of occident, but not for dogmatic reasons owns science criminal, but because its benefits extrapenal for correction and discipline of individuals, that is to say, understood not as a system of punishment, but social control.

Key words: power, know, prison, discipline and control societies.

Entre el 21 y 25 de mayo de 1973, Foucault dio una serie de cinco conferencias en la Universidad de Río de Janeiro, bajo el nombre de “La verdad y las formas jurídicas”, en las que abordó (nuevamente) el tema del poder y el conocimiento, desde la perspectiva de las prácticas judiciales en la historia de Occidente. Este trabajo se propone analizar las ideas fuerza de las aludidas conferencias, entroncándolas con las nociones de sociedades disciplinarias y de control, y especialmente, los fundamentos teóricos de la prisión en tanto sanción punitiva del Estado moderno. En el epílogo se pretende un esbozo de crítica de las principales ideas foucaltianas, proponiendo un modelo teórico neo sartreano para repensar la relación entre el poder y la libertad.

A.- Primera conferencia.

Se refiere al clásico problema epistemológico del origen del conocimiento y sus límites. Sin embargo, como él mismo lo advierte, a Foucault no le interesa fundar una nueva teoría del conocimiento, sino tan solo demostrar cómo es que el saber se encuentra ligado indisolublemente al poder, y en su base predominan relaciones de fuerza y conflicto.

Partiendo de un bello texto de Nietzsche, Foucault desarrolla la tesis de que el conocimiento no es un impulso inherente al ser humano, sino que sencillamente se trata de una invención, igual que las religiones o el arte. El texto de Nietzsche dice así:

"En el recodo de un rincón cualquiera del universo, inundado por los fuegos de innumerables sistemas solares, hubo una vez un astro en el cual animales inteligentes inventaron el conocimiento. Éste fue el instante más arrogante y engañoso de la historia universal" (En Foucault, 2008:18).

Según la interpretación foucaltiana, es usual que Nietzsche en sus textos oponga el término alemán erfindung (invención) a ursprung (origen), para concluir que el conocimiento (a diferencia de lo que sostenían Platón, Aristóteles, Tomás de Aquino, Descartes, Spinoza o Kant) no es algo originario en el hombre, sino que se trata de un invento que surgió vinculado a la arrogancia y el engaño. En otras palabras, nuestro distingo con el resto de los animales no podemos fundarlo, según Nietzsche, en una supuesta y pretendida facultad de conocer guiada por la razón, dado que lo que es originario en el hombre no es la razón y el conocimiento, sino los instintos. Nuestros instintos (agresividad, sexo, dominación, preservación) son los que están en permanente conflicto, trenzados en una lucha constante y brutal, marcada por relaciones de fuerza, es decir, por relaciones de poder. Para Nietzsche todas las relaciones son relaciones de fuerza y son de dos clases: activas y reactivas. Las primeras tienden a imponerse a las segundas, y es normal que esto suceda, pero esa lucha permanente no implica la aniquilación de las más débiles, toda vez que éstas son necesarias para la existencia de las otras.

Cuando nuestros instintos, enfrentados como dos espadas que chocan entre sí, acuerdan una especie de “tregua” o compromiso, surge el conocimiento. Pero este conocimiento no es instinto, y no posee tampoco una naturaleza instintiva, sino que es algo diferente. Es el resultado del choque de espadas, un centello, un resplandor derivado de esa lucha instintiva.

Podemos ver que en la base del conocimiento están nuestros instintos, y por lo tanto, nuestro saber se encuentra ligado en su origen con relaciones de poder. Esto significa que saber y poder son dos conceptos íntimamente vinculados, a diferencia de la idea clásica platónica que separa el conocimiento del poder.

El segundo aspecto que Foucault aborda en esta primera conferencia, dice relación con la naturaleza del conocimiento. Y, más precisamente, con la actitud que asumimos cuando conocemos. De acuerdo con la corriente tradicional, en nuestro conocimiento existe algo así como una especie de sentimiento positivo o afección agradable, casi cercana al amor y a la virtud. En efecto, la sola palabra filosofía da cuenta de esta idea, dado que deriva de los términos griegos “filo” (amor, amistad) y “sofía” (sabiduría). Pues bien, para Nietzsche (siguiendo la interpretación foucaltiana) nuestra actitud ante el conocimiento está dominada por tres instintos básicos: risa, desvalorización y odio. Es decir, no nos acercamos a las cosas (incluyendo acá a los demás seres humanos) impulsados por el amor, el afecto o la virtud, sino todo lo contrario: mediante la risa logramos distanciarnos del objeto del conocimiento; lo propio ocurre al deplorar ese objeto, porque se lo desvaloriza y, por lo tanto, se le priva de su sentido o significado; y en última instancia, se conoce algo para destruirlo o aniquilarlo, dado que es la forma más perfecta y absoluta de apoderamiento de una cosa.

Vemos que en la raíz de la filosofía de Nietzsche, y que Foucault hace suya, existe una noción del conocimiento íntimamente vinculada con el poder, idea que al filósofo francés le interesa destacar para desenmascarar las múltiples formas de control y dominación de nuestras sociedades modernas y posmodernas.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   26

similar:

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconNeuberg. La insurrección armada [1928], Bs. As, La Rosa Blindada, 1971

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconDiario Oficial de la Federación 26 de mayo, 14 de julio, 3 y 31 de agosto de 1928

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconComprender los fenómenos cotidianos asociados a electricidad estática...

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconCómo vivir juntos: simulaciones novelescas de algunos espacios cotidianos...

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconMemoria y encuentros: La Ciudad de México y el Distrito Federal (1824-1928)...

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconLa Nostra Revista

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconO solución. Revista

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconResumen Revista

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconDirección administrativa de la revista

Revista de Estudios Cotidianos nesop issn: 0719-1928 iconRevista Estrategas Agosto 2005






© 2015
contactos
ley.exam-10.com