San José de Calasanz, maestro y fundador






descargar 358.01 Kb.
títuloSan José de Calasanz, maestro y fundador
página9/13
fecha de publicación13.08.2015
tamaño358.01 Kb.
tipoDocumentos
ley.exam-10.com > Contabilidad > Documentos
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13

47 Gregorio-XV, Que la elevará a Orden, pondrá las cosas en su punto al escribir en el breve: «Praedictam Congregationem nuncupatam Pauperum Matris Dei, olim Romae fel. rec. Clementis Papae VIII Praed. Nostri auctoritate ‘erectam’, per S. mem. Paulum Papam V Praed. Nostrum ‘confirmatam’…» (PosCas, p.404). Pero la ‘confirmación’ de Pablo V se refiere, lógicamente, al hecho de haberla declarado Congregación de votos simples, sin aludir a otras posibles ‘confirmaciones anteriores’.

48 Baste citar el memorial - rélación en que se pide la separación de los luqueses y fundación de la nueva congregación. Empieza así: «Cum annis R. adm. P. Joseph Calasanctius cum nonnullis sociis Scholas Pias in Urbe instituisset…» (PosCas, p.299). Vease también el principio del memorial de qujas, de diciembre - enero de 1616 (cf. EGC II, p.49).

49 Cf. G. SÁNTHA, ‘Nova quaedam documenta…’, p.194.Y en ambas afirmaciones abunda C. Vilá: «… al hacer la separación, el papa, por su cuenta y riesgo, y sin previa petición de Calasanz y de los suyos, crea ‘motu proprio’ en la casa de San Pantaleón para atender a las escuelas, una nueva Congregación» (C. VILÁ, ‘Fuentes inmediatas…’ p.54): «… a última hora se decidió Calasanz a ser religioso de aquella inesperadamente creada nueva congregación» (PosCas, p.293); «Calasanz es el creador de la obra educativa, Paulo V lo es de la institución religiosa, que se responsabiliza de perpetuarla y difundirla…» (ib., p.1307), etc.

50 Cf. c.15, n.4.

51 C. Vilá escribe: «Era un golpe contra el pensamiento de Calasanz la no exigencia certificado de pobreza en las futuras fundaciones» (PosCas, p.146); «Es claro tambien que el carisma de Calasanz de enseñanza exclusiva para los pobres con certificación de pobreza no es admitido por los de Luca y lo conservan sólo en las escuelas de Roma: en los nuevos colegios que se abran, se admitirá toda clase de niños sin certificado de pobreza» (ib., p.157).

52 «ut pium, ac maxime laudabile opus pauperes erudiendi et instituendi…» (PosCas. p.163. n.1 y p.304. introd. al breve).

53 Cf. n.43 y 45 anteriores. En todas estas frases se habla de pobres sin más, pero obviamente se entiende que se trata de ‘niños’ y no de adultos.

54 «Nos, ne tam pium, ac praesertim pauperurn liberorum Christianae educationi et eruditioni proficuum opus aliquod propterea detrimentum patiatur…’ (PosCas, p.305, n.2)

55 Véanse los tres textos sucesivos de la «fórmula de concordia», del memorial - anteproyecto y del breve ‘Ad ea per quae’ en n.39 anterior. Y a ellos seguirá también el texto de las Constituciones (cf. CC, n.5).

56 Después de citar la frase del breve, comenta Vilá: «Adviértase bien: educar a LOS NINOS, así a secas, en general, sin limitación alguna a los niños ‘POBRES’. ¡Qué distinto es esto de lo que buscaba y quería Calasanz! AIIá en Sta. Dorotea le estorbaban los niños de pago y la transformó en escuelita de pobres… Ahora, en la Congregación Paulina se impone el criterio papal y no el de Calasanz. La Congregación Paulina no es, pues, creación directa y espontánea de José, lo es del Papa» (C. VILÁ, ‘Fuentes inmediatas …’ p.56); «Casani quiere la educación de los niños, sobre todo de los pobres (‘maxime pauperum’), Calasanz también lo quiere así, pero el breve fundacional de la Congr. Paulina señaló taxativamente: ‘Pueros docere’: gratuitamente sí, pero sin preferencias por los pobres y sin exigir certificado de pobreza, como pretendía Calasanz» (PosCas p.1452); «El carisma personal de Calasanz quedaba sustituido por el que llamaremos carisma escolapio: enseñanza gratuita popular de primeras letras hasta la gramática latina inclusive… Calasanz renunció humildemente a su carisma personal…» (ib., p.304).

57 En 1623 editó Calasanz un folleto con cinco breves papales referentes a las Escuelas Pías, titulado ‘Institutio et privilegia Congregationis Cler. Reg. Paup. Matris Dei Scholar. Piarum, Romae MDCXXIII’ (cf. un ejemplar en RegGen 1). El primero es el ‘Ad ea per quae’ en cuestión. Pero Calasanz antepone al breve una especie de título o definición del contenido y dice: «Erectio Congregationis Clericorum Pauperum Matris Dei Scholarum Piarum. ‘Ad pauperes Scholares pie’ et absque ullo praemio docendos et erudiendos». Ni son menos elocuentes los PP. Casani y Castelli refiriéndose expresamente a dicho breve. Dice Castelli en su Apología: «… con le lettere piu necessarie ‘praesertim pauperibus iuxta Breve erectionis’» (EC VI, p.2836). Y Casani en un memorial a los visitadores de 1625 evoca casi literalmente el breve así: «… institutum illius, quod in eo situm est, ut gratis et sine mercede, stipendio, praemio, retributione, vel etiam honorario, ‘pueros, praesertim pauperes’, doctrinam moresque christianos litteras humaniores…» (PosCas, p.516). Sin comentarios. Para mayor abundancia de textos de Vilá sobre el tema y su correspondiente respuesta véase ‘Juicio histórico - crítico…’, p.173-188.

58 Véase el cotejo de los cuatro ‘Sumarios’, hecho por Vilá, y sus comentarios, a pesar la evidencia del texto del primero, que cree inédito, pero que ya había publicado A. García - Durán (‘Itinerario…’, p.189-191, n.828) (cf. C. VrLA, ‘Cuatro sumarios de la congregación Paulina’: Archivum. 17 [1985] 63-70). Parecido a estos sumarios en castellano, escribió otro en italiano el propio Calasanz, que ya conocemos: el informe histórico que llega hasta 1622 (cf. EGC II, 132a). El Hº. Morandi lo copió de nuevo y lo continuó hasta 1634, siendo corregido por Calasanz con notas marginales. Y al terminar su propio informe, antes de que Morandi empezara su continuación, puso Calasanz esta nota marginal: «et descendendo in particolare alli esercitii delle sopradette scuole Pie, sogliono per particolare et proprio instituto atteniere alla pia eruditione et educatione giovánetti, ‘massime dei poveri’, cominciando ad insegnarli…» (RegCal, 11, 11). Cf. otra copia posterior, editada en Archivum 15 (1984) 6, n.20.

59 Actas de la Visita Apostólica de 1625, hecha a la iglesia y casa de San Pantaleón (PosCas, p.508).

60 Relación de Calasanz a dicha Visita Apostólica (ib., p.520).

61 Nótese la identidad de palabras entre este texto de un memorial de 1645, dirigido a un cardenal, y el del breve fundacional. El texto italiano del memorial dice: «L'Istituto delle Scuole Pie, che nell'eruditione e cristiana educatione ‘de figliuoli massime poveri consiste…» (PosCas, p.1312), y el breve: «ne tam pium ac ‘praesertim pauperum liberorum Christianae educationi et eruditioni proficuum opus…» (PosCas, p.305).

62 De un memorial de Calasanz (cf. SÁNTHA, SJC, p.62. n.32).

63 Declaraciones a las Constituciones, de Calasanz (cf. ib., p.295, n.11).

64 T. CAMPANELLA, ‘Liber apologeticus contra impugnantei Institutum Scholarum Piarum’, cit. en ib., p.396, n.5.

65 Memorias del Card. Paolucci (1643) (cf. ib., p.396, n.6).

66 «.. quod nullus alius, praeter homines Congregationis huius, possit sub hoc titulo scholarum piarum pueros docere…» (PosCas, p.299-300); «gratis… ad erudiendos pueros in legendo…» (ib., p.300).

67 «ne quis in posterum Scholas Pias erigere seu fundare audeat et in illis ex officio pueros docere…» (ib., p.240); «gratis… ad erudiendos pueros in legendo…» (ib.)

68 Cf. ib., p.240-241. Véase la frase más interesante: «exercitium Scholarum Piarum, quod in sana eruditione, piaque puerorum educatione consistit…» (ib., p.240)

69 Cf. EphCal 1 (1965) 7.

70 EGC II, p.50.

71 En la copia que de este informe hizo Morandi (de la que se hablará en la nota siguiente), añadió Calasanz en este lugar la siguiente observación: «quali attendevano con gran diligenza alle scuole» (cf., Archivum 15 [1984] 5). Con ello reconocía que los luqueses que pasaban a las Escuelas Pías habían cumplido perfectamente con su dedición a la escuela.

72 EGC II, p.171-172. Al P. Baldi, nombrado en la lista, le llama ‘Perugino’ aquí y comúnmente, aunque nació en Roma. Precisamente él dejó escrito lo siguiente: «Prendesimo il nuovo habito rosso (rozzo)e povero: essendo stato il p. Giuseppe della M. di Dio (Calasanz)… vestito dal Card. Giustiniani protettore, nelle sue stanze, e da questo ivi medesimamente il p. Pietro Casani… e poscia tornati essi in casa diedero I'habito a noi altri…» (F. BALDI, ‘La vita del p. abbate Glicerio Landriani…’, f.49v). El P. VILÁ contrapone el testimonio de Calasanz y el de Baldi, y comenta: «Naturalmente que el testimonio del P. Baldi, testigo y protagonista, es el auténtico…» (PosCas, p.292) n.7). Sin embargo, nótese que Baldi escribe en 1645 y Calasanz en 1622-23. Además, el Hº. Morandi, que también vistió con Baldi, copió de nuevo en 1634 el informe de Calasanz que sólo llegaba hasta 1622 y lo extendió hasta 1634, y no corrigió nada (cf. G. B, MORANDI, ‘Narratione del Principio delle Scuole Pie et suo progresso’: Archivum 15 [1984] 5, con introducción de C. Vilá). Y era, naturalmente, testigo y protagonista, como Baldi y Calasanz. Además, el texto de Morandi lo revisó y corrigió Calasanz, dejando intacta de nuevo su versión. A mayor abundamiento, en el ‘Libro delli Professi’ (1617-1629), íntegramente escrito por Calasanz, figura en primer lugar con el nº. 1 el propio Calasanz con éstas palabras: «A di 25 marzo 1617 fu vestito ‘solo’ nell'oratorio o capella del Sig. Cardinale Giustiniano nostro Protettore da mano del detto Sig. Cardinale il molto Reverendo Padre Giuseppe della Madre di Dio Ministro Generale…» (RegRel, 11, III). La palabra ‘solo’ fue añadida por la misma mano, quedando al margen. En el Catálogo de religiosos, escrito por mandato de Calasanz, por el Hº. Morandi, figura también en primer lugar con el nº. 1 el Fundador con texto idéntico al anterior, pero añadiendo después de la fecha: «In Roma», y empezando luego con el nº. 1 (cf. ‘Catal. Ref.’, p.19). Toda la tradición bibliográfica narra los hechos como Calasanz y Morandi, empezando por Berro: «il n. D. Gioseppe hebbe dal Card. Benedetto Giustiniani Protettore I'habito che hora si usa nella nostra Religione… Quale fontione il detto Em. Cardinale fece nella cappella del suo palazzo a S. Luigi dei Francesi, solo con il N. P. Gioseppe come Fondatore delle Scuole Pie perché al P. Pietro (Casani) et agli altri sino al n. di 14 il detto Fondatore glielo diede nel medesimo modo nel nostro Oratorio di S. Pantaleo» (BERRO, p.92).

73 Cf. G. SÁNTHA, ‘Quattuor novi elenchi…’, p.376.

74 Ib., p.374. Tanto la nota de la vestición de Taccioni como de los anteriores y posteriores que citaremos se halla, con otros datos, en el ‘Liber Congr. Paul.’, p.5-8.

75 Cf. PosCas, p.309.

76 Cf. C. VIlÁ, ‘Galería de escolapios «seculares»’, p.309-316.

77 Cf. ib., p.324-325; G. SÁNTHA, ‘350 anni a condita domo S. Pantaleonis…’, p.285, n.7.

78 Cf. C. VILÁ, o.c., p.3I7-320.

79 Cf. EGC II; p.57-58.

80 Cf. DENES, II, p.129.

81 Cf. PosCas, p.225. Se citan sus obras ‘Ragguaglio’ (editada) y ‘Cronache’ (ms.). En una tercera obra (‘Memorie de'Religiosi’, p.48), editada, dice: «Dodeci in tutto passarono da Noi alla nuova Congregazione», apoyándose en la Vida de Calasanz, del escolapio contemporáneo I Cinnacchi (1734).

82 Cf. ib., p.1747.

83 Cf. ib., p.1746-1747. En otro lugar, hablando del Hº. Juan Próspero, luqués, dice «fu uno delli 12 che restarono alle Scuole Pie con il nostro P. Pietro (Casani) quando si fece la disunione…» (ib., p.1751). Doce con Casani serían trece. ¿O con Casani incluido eran doce?

84 Ambos dicen: «… seguito (Casani) da due soli fratelli laici» (G. FIORENTINI, ‘Vita del ven. p. Giovanni B. Cioni’, Lucca 1657; L. MARRACCI, ‘Vita del ven. p. Giovanni B. Cioni…?, Lucca 1696. Probablemente el segundo copia al primero. Cit. en PosCas, p.1815 y 1830).

85 Cf. ib., p.1617.

86 Véase el texto correspondiente a la n.71. Entre los que figuran en el citado ‘Liber Congr. Paul.’, p.7, aparece Antonio Giacomini, «’clericum lucensem’», que viste el hábito el29 de junio de 1617. El 13 de mayo de 1618 viste Mateo Regale «ducensis diocesis, clericus» (ib., p.12), que no parece que perteneciera a la Congregación luquesa, tanto por el indicio de que no ponga ‘clericus lucensis’ (clérigo luqués) como por el hecho de habérselo llevado Calasanz a la fundación de Frascati, y por el contexto histórico que ya conocemos no podía ser «clérigo luqués». El 13 de junio de 1619 visten cinco clérigos y cuatro operarios, todos de Luca (cf. ib., p.18-19), pero seguramente nada tienen que ver ya con la Congregación luquesa, sino con el P. Casani, maestro de novicios, que procuró fomentar vocaciones de su tierra, no sin críticas por su supuesto o real favoritismo patrio.

87 Y después de estos cálculos documentados léanse estos párrafos del P. C. Vilá: «Calasanz no traerá ‘ningún elemento’ a la nueva congregación en el momento de su creación: Gaspar Dragonetti no tomó nunca el hábito; Glicerio Landriani tan sólo lo pudo conseguir meses más tarde» (PosCas, p.230); «Si él (Casani) no se ofrece con un puñado de adeptos a tomar por su cuenta las Escuelas Pías, éstas hoy no existirían: Calasanz, a los 17 años de esfuerzos, sólo tenía dos socios fijos a su lado: Landriani se le murió en 1618 y el otro, Gaspar Dragonetti, nada podía asegurar con sus muchos años» (ib, P.391). Después de nombrar a seis clérigos y cuatro legos, vestidos el 25 de marzo de 1617, dice: «Todos ellos eran conquista personal del P. casani» (ib., p.225). Y luego: «Recordemos una vez más que todo el grupo (no sólo los diez anteriores), a excepción de Calasanz, era conquista personal del P. Casani. Del grupo o asociación de Calasanz ‘no vistió ninguno’» (ib., p.292). El hecho de que con Casani se quedaran otros luqueses no prueba -como lo supone Vilá- que les convenciera Casani mismo. Por el contrario, el P. Castelli testifica expresamente que fue Calasanz quien los «pescó»: «(Calasanz) volse formare la sua Religione nella strettissima povertá et alli Padri ‘che esso pescò’ dalla Religione di Sta. Maria in Portico che erano capaci di vivere di entrate aviezzi a più commodo vivere persuase con affetuosissime parole e con certezza di speranza in doversi rimettere alla divina providenza» (cit. en A. GARCÍA - DURÁN, ‘Itinerario…’, p.149, n.676). Cabría pensar que Casani, en vez de ganar adeptos entre los luqueses, los espantaba, como.se desprende del testimonio, ya citado, de su vicerrector B. Guinigi: «Quando (Casani) fu rettore alle Scuole Pie a San Pantaleo, si come haveva pensieri di mutare istituto, cosi non teneva certo conto del nostro modo di vivere. Ero io vicerettore … (y después de narrar la extravagancia de la menestra traída del Trastevere -cf. texto correspondiente a la n. 87 del cap. 15-, concluye)… il che poi diede occasione di lasciare le Scuole Pie, non piacendo a padri nostri tal modo di vivere» (PosCas, p.1592-1593).

88 BERRO I, p.91-92.

89 Cf. C. VILÁ, ‘Cuatro sumarios de la Congregación Paulina’: Archivum 17 (1985) 68.

90 La proliferación de órdenes religiosas crea confusión en la Iglesia, se le dirá cuando pida que la Congr. Paulina sea elevada a Orden. Y él respondrá: «Molto meno osta il pericolo d'alcuna confusione poichè se s'intende con altre religioni o può nascere dall’habito, e già è distinto, o dall’Istituto, et è distintissimo…» (cf. G. GARCÍA-DURÁN, ‘Itinerario…’, p.175).

91 En enero de 1652 declaraba en el proceso ordinario Victoria Gracchi, esposa de un antiguo alumno de Calasanz: «benchè all’hora per quanto mi dicevano li sudetti, detto Padre Giosepqe non fusse anco religioso, ma vestisse di lungo di seta alla spagnola» (ProcIn, p.394; cit. en A. GARCÍA-DURÁN, o.c., p.58, n.377). De sus tiempos de Urgel consta también que vestía de seda, como se ve en estas notas de Janer: «Deu lo sór. Juseph Calesans, lo dia present prengué lo deval escrit: Primo, 2 dozenes y mija de botons negres… vuit dines de gafets negres… tres pams de bocaram negre… 4 canas de veta de fil negre… dos canas de cordonet… mitx quart de seda negra. I sou 4 dines. Dich XVI sous. (Y lo firma Calasanz) Ita est Josephus Calasanz» (8 de abril de 1588); «vint i set sous per… lo sor. Calesans per sabates» (11 de junio de 1588); «Deu lo sor. Juseph Calesans tres sous y son per sis pams de veta de seda parda…» (13 de junio de 1588) (cf. P. PUJOL I TUBAU, ‘Noves dades…’, apendix V).
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13

similar:

San José de Calasanz, maestro y fundador iconPadre José María Coudrin (1768 – 1837) Fundador de la Congregación...

San José de Calasanz, maestro y fundador iconJosé Francisco de San Martin nació el 25 de febrero de 1778 en Yapeyú...

San José de Calasanz, maestro y fundador iconColegio San José

San José de Calasanz, maestro y fundador icon“san josé” de ica

San José de Calasanz, maestro y fundador iconHistoria Clínica San José II

San José de Calasanz, maestro y fundador iconIed san josé de castilla

San José de Calasanz, maestro y fundador iconInstitucion educativa san jose

San José de Calasanz, maestro y fundador iconSede Académica, San José, Hatillo

San José de Calasanz, maestro y fundador iconSede Académica, San José Hatillo

San José de Calasanz, maestro y fundador iconSede Académica, San José Hatillo






© 2015
contactos
ley.exam-10.com