San José de Calasanz, maestro y fundador






descargar 358.01 Kb.
títuloSan José de Calasanz, maestro y fundador
página12/13
fecha de publicación13.08.2015
tamaño358.01 Kb.
tipoDocumentos
ley.exam-10.com > Contabilidad > Documentos
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13

186 Cf. PosCas, p.294, 378, 352; c.23 y 24.

187 Ya lo advirtió Bartlik: si Casani y los que profesaron en Narni le llaman Viceprefecto, «certe Romani, quorum etiam hoc ipso mense Aprili quinque numero professi sunt, titulum Praefecti suis Professionibus inscripserunt» (B. BARTLIK, 1.c., 4 [1937] 105-106). En el ‘Liber Congr. Paul.’ anota el Santo Fundador todas las vesticiones desde 1617 al 1625 y ni una sola vez se llama ‘Viceprefecto’, la fórmula empleada es: « … idem Praefectus induit…», o bien «fuit indutus ab eodem Praefecto…» (cf. Archivum 19-20 [1986] 6-20). Probablemente se debe a alguna rareza, exigencia o reflexión de Casani. Cf. EGC II, p.74-75.

188 Cf. Bau, BC, p.378-379.

189 Esta referencia a los dolores de María nos hace sospechar que era una devoción muy arraigada en Calasanz y que la practicaba quizá diariamente, siguiendo el formulario en fácil verso latino que se cantaba todos los días en la iglesia «Beatae Mariae de Monteserrato, Hispanonrm, Coronae Aragoniae Almae Urbis Romae», como consta en un folio impreso en 1633, que tenía el Santo en su habitación (cf. RegCal 13,23).

190 Véase la historia de esta medalla, conservada en el Archivo General de Roma, según versión de Caputi, traducida al latín por Picanyol (EphCal 6 [1932] 247-251). El emblema de la Orden quedó definitivamente compuesto por las letras abreviadas, sin la cruz superior ni el corazón traspasado. Generalmente las letras MA entrecruzadas llevan una corona real. Cf. Ia descripción de Caputi en PosCas, p. 1747.

191 C.58.

192 Cf. ‘Bullarium Sch. P.’, p.20-21.

193 Cf. EGC II, p.172.

194 c.71.

195 C.46 escrita desde Narni, apenas llegado, el día último de octubre de 1620. El percance le hizo alargar el viaje, pues lo normal eran tres jornadas con noches en Campagnano y Civita Castellana, como detalla Calasanz en otra carta (c.71).

196 TALENTI, ‘Vita’, p.532. Ni es menos categórico Jericó: «se hizo digno [Calasanz] de que María Sma. (según se tiene por cierto) le dictara en tres Partes y 30 capítulos la suma de la perfección religiosa…» (J. JERICÓ, ‘Varones insignes’, p.26). Cf. BAU, BC, p.385, etc.

197 Comentando esta leyenda, se pregunta uno de los últimos biógrafos de Loyola: «¿Será posible que la Virgen nazaretana, cuya alma vibró en la poesía gozosa y esperanzada del Magnificat, dicte la prosa seca, las incontables reglas, los métodos complicados del libro de los Ejercicios?» (I. TELLECHEA IDIGORAS, ‘San Ignacio de Loyola’, p.150).

198 BERRO I, p.102.

199 El mejor estudio crítico comparativo es, sin duda, el de F. CUGELLS, ‘Explorando las fuentes de las Constituciones de San José de Calasanz’: AnCal 44 (1980) 515-575. Véase también: D. CUEVA, ‘Calasanz y sus Constituciones’, Salamanca 1979; C. VILÁ, ‘Fuentes inmediatas de la pedagogía calasancia’; ID., ‘Constituciones de la Congregación Paulina: texto original de Narni’: Archivum 17 (1985) I-62; F. GUILLÉN, ‘Las Constituciones de las Escuelas Pías en tiempos de S. José de Calasanz’: AnCal 37 (1977) 149-176; A. GARCÍA-DURÁN, ‘Itinerario …’, p.166- 168. En el Archivo General se conservan muchos extractos de las Constituciones de los Jesuitas, de mano de Calasanz (cf. RegCal 11,7).

200 En el manuscrito de las Constituciones incluyó Calasanz una serie de 15 costumbres, ya admitidas en la vida práctica, y las codificó indicando expresamente ‘ut moris est’ (según costumbre) (cf. D. CUEVA, ‘Calasanz y sus constituciones’ [Salamanca 1979] p. 18-19).

201 C.66, 67, 68. La del 3 de febrero no fue publicada en el ‘Epistolario’ (cf. EphCal 2 [1959] 44).

202 C.67.

203 C.72. El día de ceniza en 1621 fue el 24 de febrero.

204 Así lo afirma Berro: «… le fece pure vedere da molti dotti e perfetti Religiosi» (BERRO, I p.103) y Bartlik «… opportuna non praetermissa occasione, de consilio atque assensu Religiosorum suorum seniorum, qui Regulam seu ConstituÍiones dictas legerunt, quemadmodum ipsemet (Calasanz) in quodam manuscripto fatetur» (BARTLIK, ‘Annales: EphCal 6 [1937] 177-178). ¡Lástima que no citara dicho manuscrito o al menos lo indicara! Y que esa era la intención del Fundador, antes de dejar Narni, se deduce de la carta que escribe al P. García el 9 de febrero: «Quanto al negotio delle costitutioni se ne tratterà col aiuto del Signore in Roma con quella maturità che si deve» (c.70).

205 En un indigno alegato se dice que Calasanz se preocupó «più a formar Costituioni da se solo, che in compagnia delli altri conforme forse che voleva il Breve dell’erettione…» (EC VI, p.2813).

206 «… facere et edere, illaque pro tempore, prout eis videbitur et expediens fuerit… mutare, alterare, corrigere et in melius reformare, libere et licite valeant» (Bullarium, p.21, n.4).

207 Cf. EGC IX, p.132.

208 «Insuper Josepho et Congregationi huiusmodi, de consensu dicti Benedicti Episc. et Card., ac pro tempore existentis Protectoris…» (Bullarium, l.c.).

209 C. Vilá airea de nuevo las antiguas acusaciones, defendiendo una paridad de derechos legislativos realmente desconcertante: «Tale mansione (de legislar) non è affidata (en el Breve) esclusivamente al Calasanzio, ma a lui e ai suoi compagni di Congregazione; con la conseguenza che tutti godevano il medesimo diritto di legiferare, alla pari del Preposito, che in quanto tale veniva ad avere un peso maggiore… Contrariamente a tale disposizione collegiale, il Calasanzio redasse le Costituzioni da solo a Narni… fatto ritorno a Roma, nè le lasciò vedere ai compagni, nè tanto meno le discusse con loro… Ne deriva che, siccome i confratelli avevano uguale diritto nella redazione delle Costituzioni…» (‘Juicio histórico-crítico…’, p. 105).

210 BERRO I, p.97. Dice también Berro que Pablo V «più volte in Frascati lo conduceva seco a piedi discorrendo per molto tempo et hore» (ib.). Ambas cosas narra también Caputi en ‘Notizie historiche’ V, p.XI (cf. EcoCen 2 [1945] 15-16).

211 C.13.

212 Ib. Armini trae el testimonio del Card. Montalto (cf. ARMINI, ‘Vita’ p.217). Brasavola aduce también el testimonio de Montalto, que lo vio en la lista para la promoción-del día 11 de enero de 1621. Pero Calasanz-fue al palacio del Quirinal y disuadió al papa (cf. R. BRASAVOLA ‘Emerologium’ (1727): Archivum 3 [1938] 65). Talenti dice que las ofertas de Pablo V fueron tres: en julio de 1609 y en las promociones del 17 de agosto de 1611 y del 11 de enero de 1621. Y Calasanz rechazó las tres (Cf. TALENTI, ‘Vita’, p.99, 101 y 133).

213 Cf. PASTOR, o.c., vol. 25, p.203-212.

214 G. GIGLI, ‘Diario Romano’ (1608-1670), Roma 1958, p.48-49.

215 G. AUSENDA, ‘Interessante documento della Roma del sec. XVII’: Ricerche 18 (1986) 365.

216 PASTOR, o.c., p.218-219.

217 C.66

218 En un momento del conclave, Giustiniani creyó que podía ser elegido, hasta que le leyeron una carta en que se decía que no era acepto al Rey de España (PASTOR, o.c., vol 27, p.67).

219 C,41

220 C.42. Narni era un punto casi obligado de parada para las carrozas que iban o venían de Roma.

221 Cf. PASTOR, o.c., vol. 25, p.266, y vol. 27, P.73.

222 BERRO I, p.98.

223 Cf. EGC II, p.95-96. Como ocurre otras veces, Talenti lo acepta todo y lo recompone, diciendo que fueron dos encuentros, uno en 1619 y otro en 162I, con profecía y promesa en el último viaje.(cf. TALENTI, ‘Vita’, p.137-138).

224 Cf.las incongruencias de la narración de Berro en EGC II, p.95-96. La posibilidad de un segundo encuentro en 1621, a raíz del conclave, es inverosímil, pues en las cartas de aquellos días en que Calasanz habla del tema, forzosamente tendría que haberlo aludido.

225 Cf. ‘Regole per la Congregatíone delle Scuole Pie di Bologna, approvate et confirmate dall'Illmo. e Revmo. Sig. Card. Lodovisio Arcivescovo et di esse Protettore benignissimo. Cap. I Origine et Istituto delle Scuote Pie di Bologna (cit. en L. PICANYOL, ‘Le Scuole Pie e Galileo Galilei¡, p.60, n.2).

226 Cf. PASTOR, o.c., vol. 27, p.73. En este caso las oraciones y deseos de Calasanz se cumplieron. Pero no siempre ocurre así en los Santos. San Ignacio de Loyola no quería que saliera elegido el card. Caraffa y escribe el P. Cámara ef 6 de abril de 1555: «De lo que el Padre (Ignacio) dijo hoy de hacer oración para que, siendo igual servicio de Dios, no saliese papa quien mutase lo de la Compañía, por haber algunos papables de que se teme la mutarían»; y al saber que había sido elegido precisamente Caraffa el 23 de mayo de 1555, que fue Pablo IV, dice Cámara: «hizo el Padre una notable mudanza y alteración en su rostro y… todos los huesos se le revolvieron en el cuerpo» (C. DALMASES, ‘El P. Maestro Ignacío’ [BAC, Madrid 1979], p.243).

227 C.43.

228 C.67.

229 Picanyol en EGC II, p.122; TALENTI, ‘Vita’, p.138.

230 El conclave de Gregorio XV duró dos días (cf. PASTOR, o.c., vol. 27, p.67-69); el de Clemente VIII, 21 días (ib., vol. 23, p.34-40); el de León XI, 19 días (ib., vol. 25, p.11-16); el de Pablo V, 9 días (ib., vol.25, p.24-32); el de Urbano VIII, 19 días (ib., vol. 27, p.297-309), y el de Inocencio X, 38 días (ib., vol. 30, p.17-25).

231 Cf. A. GARCÍA-DURÁN, ‘Itinerario…’, p.169-170, n.750; BAU, BC, p.392-393.

232 En el dorso del memorial se lee: «Alla Congregatione dei Regolari. 16 di Marzo 1621. Petit confirmationem Constitutionum exhibeant Constitutiones» (RegCal, 13,22).

233 En su ‘Epistolario’ se constata que la última carta escrita en Narni es del 17 de febrero de 1621 y anuncia que saldrá para Roma dos o tres días después del primero o segundo día de cuaresma. El día de ceniza fue el 24 de febrero. Dos o tres días después, más otros tres días de viaje, nos llevan al 3 ó 4 de marzo. La siguiente carta la firma el 6 en el noviciado y la siguiente también en el noviciado, fechada el 30 de marzo. La siguiente ya es de agosto (cf. c.72-75).

234 Vilá las llama «Casani 1» y «Casani 2». La primera volvió al archivo de San Pantaleón, mientras la segunda se conserva en el Archivo Secreto Vaticano. Sección de Breves, n.654, ff.152-178 (cf. C. VILÁ, ‘Constituciones de la Congregación Paulina. Texto original de Narni’: Archivum 17 [1985] 1-2).

235 Vilá los llama «texto de Narni», «texto de Cáller» y «texto anónimo» (cf. ib., p.1, 52 y 57). Los dos primeros son autógrafos.

236 Cf. n.204 anterior.

237 Véase el estudio comparativo de Vilá entre el texto original y las correcciones procedentes de los diversos correctores o censores. En nuestro caso, las correcciones domésticas serían las que presenta el texto de Cáller (cf. C. VILÁ, o.c., p.54-57) y las que se indican con la sigla VC de las notas (cf. ib., p.3-50). Son realmente muchas.

238 BERRO I, p.103.

239 Además de Bagnacavallo nombra a su amigo y sucesor Juan B. Berardicelli da Larino, a los carmelitas PP. Juan de Jesús María, que había muerto ya el 28 de mayo de 1615 (cf. Fr. FLORENCIO DEL NIÑO JESÚS, ‘El P. Fr. Juan de Jesús María’, p.242-243 y Domingo Ruzola, que estuvo entonces fuera de Roma, desde el 17 de junio de 1620 hasta principios de diciembre de 1621 (cf. A. AGUSTÍN, ob. de Albarracín, ‘Epítome de la Vida… del Ven. Fr. Domingo de Jesús María’, p.160 y 188), a los dominicos Jacinto Petroni y Cándido y al franciscano Lucas Wading (cit. por D. CUEVA, ‘Calasanz y sus Constituciones’, p.13).

240 EGC II, p.172

241 EC II, p.510. Nada se sabe del P. Artemio.

242 En el estudio de Vilá las observaciones de estos teólogos se indican con la sigla CENS, y son de índole muy distinta a las de los anteriores correctores VC.

243 Cf. C. VILÁ, o.c.,p.2-3; D. CUEVA, o.c., p.14. El cardenal Tonti se doctoró ‘in utroque’ en la Sapienza de Roma el 10 de septiembre de 1591 (cf. C. VILÁ, ‘El doctorado del card. Miguel Angel Tonti fundador del Colegio Nazareno’: EphCal 4 [1981] 164-165).

244 Cf. C. VILÁ, o.c., p.61 (texto íntegro latino).

245 En el Decreto de la Congregación hizo escribir el papa: «18 di settembre 1621. Smus. Mandavit ut consulatur aliquis Regularis arbitrio secretarii» (RegCal 13,22). Los censores habían sido de órdenes mendicantes (franciscanos y quizá dominicos) o del clero secular. La Congregación de las Escuelas Pías, sin embargo, era del grupo de clérigos regulares.

246 Véase en C. VILÁ, o.c., p.52 y en D. CUEVA, o.c., p.15.

247 He aquí los textos: «Li chierici regolari Poveri della Madre di Dio delle Scuole Pie, supplicano humilmente le Signorie-VV. Illme. per la confermatione delle loro Costitutioni, che il tutto etc.» Y a renglón seguido: «Smus. Dnus. Noster Constitutiones ptas. per Breve ex certa scientia et cum illarum insertione confirmari mandavit. Romae die 16 octobris 1621. A. Card.lis Saulius» (Paolucci, p.92).

248 Cf. ‘Bullarium Sch. P.’, p.24-26. El breve original con el texto íntegro de las Constituciones en él inserto se conserva en RegCal 11,IIº.

249 En la capilla familiar de los Giustiniani, la 4ª. a la izCuierda, en el suelo, está su tumba, en cuya losa se lee: «Benedictus Episcopus Portuensis S. R. E. Cardinalis Iustinianus Genuensis Josephi filius obiit anno salutis MDCXXI VI kal. Aprilis aetatis LXVII».

250 Cf. carta de Calasanz al P. Cananea, dándole la noticia, pidiendo sufragios y recordando los 2.000 escudos con Que había avalado parte de las deudas de intereses por la compra de la casa de San Pantaleón. Sus herederos debían pagarlos (cf. c.74).

251 Cf. nota anterior 232.

252 Cf. A. GARCÍA-DURÁN, o.c., p.180, n.800.

253 BERRO, I p.101. También San Ignacio encontró oposición del cardenal Guidiccioni por lo del Concilio IV de Letrán. Ignacio y los suyos, además de otras oraciones y penitencias, prometen ofrecer tres mil misas en honor de la Sma. Trinidad para impetrar la aprobación de la Compañía (cf. C. DALMASES, ‘El P. Maestro lgnacio’ [BAC] p.144.147). San Camilo de Lellis, igualmente, para conseguir la elevación de su Congregación a Orden de votos solemnes hizo celebrar «muchos cientos de misas», además de ordenar ayunos y penitencias, incluso muy duras, y se compromete a peregrinar personalmente a Loreto (cf. A. PRONZATO, ‘Todo corazón para los enfermos. Camilo de Lellis [Sígueme, Salamanca 1985], p.203). Las oraciones y penitencias se explican, pero no deja de ser algo extravagante y raro el exorbitado número de misas.

254 Véase el texto original italiano en A. GARCÍA-DuRÁN, o.c., p.170-179; traducido al castellano en BAU, BC, p.411-417; LESAGA, ASIAÍN, LECEA, ‘Documentos fundacionales de las Escuelas Pías’ (Salamanca 1979), p.183-193; SANTHA, SJC, p.703-709.

255 E original dice: «Istituto (ministerio) in vero dignissimo, nobilissimo, meritevolissimo, commodissimo, utilissimo, necessarissimo, naturalissimo, ragionevolissimo, graditissimo, gratiosissimo e gloriosissimo» (cf. A. GARCÍA-DURÁN, o.c., p.172). Tanto Bau como Sántha (cf. l.c.) traducen con superlativos relativos («el más digno, el más noble…», mientras Lesaga-Asiain-Lecea (cf. l.c.) usan el absoluto («muy digno, muy noble..»). C. Vilá califica de inexacta esta última versión, diciendo que con ella «los superlativos usados por el Santo pierden todo su valor comparativo» y aboga –como Bau y Sántha- por el superlativo relativo «que es lo que intenta probar Calasanz y sin lo cual su tesis global carece de todo valor» (cf. EphCal 11 [1980] 487): Es indudable que Calasanz afirma a veces que su instituto o ministerio es el más eficaz. Pero aquí se contenta con usar esos superlativos absolutos en ‘-ísimo’, mientras podía haber usado los relativos (‘il più…’). No lo hizo. Incluso atenúa el contexto inmediato con un «quizás» (‘forse’). Para su tesis basta probar que su instituto es «diferente, necesario y específico en la Iglesia»>, como dice antes, y no común al de otras Ordenes. Los superlativos; tanto absolutos como relativos, son simple redundancia. Pero el traductor debe respetar el atenuado del autor, que evita en este caso la presunción de poner su obra sobre las demás.
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13

similar:

San José de Calasanz, maestro y fundador iconPadre José María Coudrin (1768 – 1837) Fundador de la Congregación...

San José de Calasanz, maestro y fundador iconJosé Francisco de San Martin nació el 25 de febrero de 1778 en Yapeyú...

San José de Calasanz, maestro y fundador iconColegio San José

San José de Calasanz, maestro y fundador icon“san josé” de ica

San José de Calasanz, maestro y fundador iconHistoria Clínica San José II

San José de Calasanz, maestro y fundador iconIed san josé de castilla

San José de Calasanz, maestro y fundador iconInstitucion educativa san jose

San José de Calasanz, maestro y fundador iconSede Académica, San José, Hatillo

San José de Calasanz, maestro y fundador iconSede Académica, San José Hatillo

San José de Calasanz, maestro y fundador iconSede Académica, San José Hatillo






© 2015
contactos
ley.exam-10.com